Los accidentes viales son la primera causa de muertes infantiles en el mundo y la segunda, en el caso de jóvenes y adolescentes, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

Daniela Zepeda, gerente de Asuntos Públicos de AXA Seguros, consciente de que “ningún error humano debiera costar una vida”, señala que la compañía ha emprendido una cruzada de seguridad vial en las inmediaciones de escuelas públicas de la Ciudad de México, como parte de su compromiso de responsabilidad social.

De acuerdo con cifras del Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (IPTD) citadas por la aseguradora, en México 53% de los escolares llega a la escuela caminando y sólo 17% lo hace en auto y a pesar de las medidas adoptadas por las autoridades para penalizar a los automovilistas infractores con radares detectores de velocidad o fotomultas, los accidentes no menguan y ponen en riesgo la vida de los menores y sus familias.

Por eso, en alianza con el IPTD, la Fundación FIA, organización civil Camina, Reacciona por la Vida AC, Design Week y Pinturas Comex, Fundación AXA puso en marcha el programa piloto Cruces escolares seguros en la escuela secundaria Moisés Sáenz, en la colonia Santa María la Ribera en la delegación Cuauhtémoc de la capital mexicana.

La primera fase del programa consistió en talleres de seguridad vial sostenible a maestros y alumnos, que incluyó diseño de carteles y bolardos para sensibilizar a compañeros y padres de familia sobre el peligro que corren al caminar por las calles sin precaución.

Zepeda detalla que el programa se enfoca en los estudiantes porque “ellos pueden ser agentes de cambio, además de que tienen derecho a tener voz ante un problema pública que les impacta directamente”. Agregó que también pueden ser “portavoces de esos riesgos y de las conductas salvavidas, en su  familia y en su comunidad”.

Cruces seguros

La segunda fase de este programa piloto consistió en una intervención urbanística táctica para analizar riesgos en los accesos y salidas de la escuela y crear zonas peatonales seguras, haciéndolas más visibles y exhortando al respeto a los señalamientos tanto de peatones como de automovilistas.

La tercera fase será para promover un acuerdo con la Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México y con la Agencia de Gestión Urbana para que este cambio sea permanente tanto escuelas como en hospitales.

Axa Seguros aspira a que este prototipo se incluya dentro de la estrategia Distritos Escolares Seguros del Gobierno de la Ciudad de México, dentro del Programa Integral de Seguridad Vial, y que se replique en todas las escuelas de la ciudad y pueda exportarse como una buena práctica a otras ciudades con alta incidencia de accidentes viales en entornos escolares.

Por el momento, el experimento se replicará en otras escuelas de la demarcación, cercanas a la secundaria Moisés Sáenz, donde se ha detectado mayor incidencia de accidentes viales.

riesgo a la vista

Como parte de su compromiso de RSE, recientemente la aseguradora se convirtió en la primera que comparte información sobre su mapa de riesgos y cruces más peligrosos de la ciudad de México (CDMX), que sigue siendo la ciudad donde más se producen percances viales en el país.

[email protected]