Los connacionales que estén pensando en regresar a vivir al país y que trasladen sus ahorros hechos en el extranjero al sistema financiero mexicano, podrán hacerlo pagando el Impuesto Sobre la Renta (ISR) con una tasa preferencial equivalente a 8% del monto.

Lo anterior lo explicó Gerardo Alberto Juárez, administrador central de Operación Aduanera del Servicio de Administración Tributaria (SAT), pues reconoció que ante un posible panorama de deportación masiva es importante informar a las personas el tratamiento y procedimiento fiscal y aduanero que tendrán.

En reunión con medios de comunicación para dar detalles del programa Somos Mexicanos, Juárez Hasbach recordó que cuando se regresa dinero al país por medio del sistema financiero se debe pagar un ISR que, en términos generales, tiene una tasa de 35% para personas físicas; sin embargo, en estos momentos, por decreto presidencial, actualmente está el beneficio fiscal en el retorno de capital que estaba en el extranjero, que brinda una tasa preferencial de 8 por ciento.

Detalló que este tratamiento se dará solamente a quienes manden su dinero a México por medio de transferencia bancaria y únicamente se deberá pagar este ISR si no se pagó ningún tipo de impuesto por dichos ahorros en su estancia en Estados Unidos.

No se debe caer en un tema de doble tributación; si los connacionales pagaron en Estados Unidos el impuesto correspondiente y tienen manera de comprobárselo al SAT, no tendrán que pagar más , detalló.

No descartó que haya mexicanos que tienen ahorro informal y/o que por falta de información preferirán traer su dinero en efectivo. Para este caso explicó que quienes ingresen al país con más de 10,000 dólares tendrán que reportarlo al momento de hacer su trámite aduanero.

Si traen menos de 10,000 dólares podrán pasar sin problema pero, si traen más es necesario que lo declaren ante Hacienda. No pagarán ningún tipo de impuesto en ese momento , afirmó.

Sin embargo, al contemplar que llegando a México los connacionales podrían ingresar sus ahorros al sistema financiero mexicano, recordó que, por ley, las instituciones financieras deben dar aviso a la Unidad de Inteligencia Financiera cuando una persona crea una cuenta con más de 70,000 pesos, esto con el fin de prevenir el lavado de dinero.

Continúan difundiendo programa

El programa Somos Mexicanos es muy similar al programa Paisano, ya que se ofrecen distintas facilidades para el retorno voluntario de migrantes, sus bienes y dinero, explicó Jorge Francisco Ramírez Mazlum, administrador Central de Proyectos y Vinculación Institucional del SAT.

Algunos beneficios del programa es que el monto de la franquicia se incrementa de 300 a 1,000 dólares y que, con el fin de que continúen con sus actividades productivas, pueden traer el equipo que usaban para trabajar éste hasta con un valor de 5,000 dólares sin pagar impuestos.

Además, podrán importar artículos del hogar (como licuadora, refrigerador, aspiradora, cafetera, plancha, podadora, secadora de ropa) sin pagar impuestos, ello siempre y cuando éstos no sean nuevos.

Para apegarse a este esquema, los mexicanos o familias deberán escribir una carta al Instituto Mexicano de Migración, donde expliquen la situación que viven, quiénes son los que quieren regresar y con qué bienes retornan.

Posteriormente, el Instituto pasará estos datos al SAT, quien en la aduana correspondiente, sólo verificará que la información corresponda con lo que la familia o persona trata de ingresar a México, por lo que no tiene que haber cobro alguno.

Debido a que el programa apenas está arrancando, sólo una familia ha ingresado su oficio para regresar de manera voluntaria al país con los beneficios de Somos Mexicanos; sin embargo, el SAT tienen en el radar a 40 más que están acercándose a pedir informes sobre este programa en los consulados o en el Instituto Mexicano de Migración.

claudia.cordova@eleconomista.mx