El gerente general de los Warriors de Golden State espera negociaciones rápidas para recontratar a Kevin Durant y al entrenador Steve Kerr.

Durant, dos veces Jugador Más Valioso de las Finales de la NBA, podría firmar hasta por cuatro años y unos 160 millones de dólares; el gerente Bob Myers está dispuesto a darle “lo que quiera”. Kevin Durant ha dicho todo el tiempo que desea permanecer en el equipo, en especial tras ganar dos campeonatos en sus primeras dos campañas con Golden State.

“En ocasiones uno no negocia. Me encantaría tenerlo 10 años. Kevin Durant, miren lo que hizo por nosotros el año pasado, nos proporcionó un gran servicio”, afirmó Myers.

“Se ha ganado el derecho a firmar el contrato que quiera. Sólo quiero que firme un acuerdo. Pero deseamos que esté contento y que sepa que lo queremos mientras quiera estar aquí. Ésa no debe ser una negociación larga”, expresó.

“Nuestra meta, para ser franco, es tratar de mantener al equipo como está, así que ésas son las piezas del rompecabezas que tenemos que intentar dilucidar”, agregó el directivo.

A Kerr le queda un año en su contrato original por cinco años, así que recibiría una extensión multianual y quiere dirigir en Golden State a largo plazo, quizá por otra década si puede.

No espera que haya dificultades para renovar su contrato. “Tendremos eso resuelto con bastante rapidez; no creo que sea complicado”, afirmó.

En lo posible, Myers desea conservar a los actuales integrantes, aunque también está al tanto de que los Warriors serán un equipo más joven sin la presencia de los mismos veteranos del grupo que acaba de barrer a LeBron James y a sus Cavaliers de Cleveland al concluir la final el viernes. También podría hablarse de intentar extender los contratos de Draymond Green y Klay Thompson.

“Seguro, los señores han demostrado que pueden ganar, así que uno desea mantener a ese grupo junto”, señaló Myers.

“No tengo idea de cómo saldrán las cosas. Son muchas conversaciones distintas que tienen que llevarse a cabo (...) A Klay le queda un año más, a Draymond dos. Realmente Kevin es el agente libre en el que tenemos que enfocarnos”, expresó.

Después de una temporada regular que no fue para nada estable, con Stephen Curry limitado por las lesiones a 51 partidos, los Warriors volverán a efectuar el martes ese desfile de la victoria en el centro de Oakland que tenían planeado, su tercero en los últimos cuatro años.

Kerr se mantuvo saludable y en la banca mientras seguía haciendo frente a síntomas derivados de un par de cirugías en la espalda tras el título que obtuvieron en el 2015.

“Estoy seguro de que si uno anda con nuestros jugadores y habla con ellos, no lo ocultan: les encanta jugar para él y les encanta ir en este camino con él”, dijo Myers sobre Kerr.

El reserva clave David West contempla el retiro, aunque ha dicho que requerirá cierto tiempo para decidir.

Kerr planea tomársela con calma los próximos meses y no trabajar mucho, mientras Myers maneja los contratos y el dinero. El entrenador le delegará a Willie Green las labores de coach en el verano.

Desfile

Fueron aproximadamente 1 millón de personas las que acudieron  al desfile de Golden State, con motivo de la celebración del bicampeonato de la NBA. Los aficionados sostenían letreros en los que se leía: “dinastía” y “campeones consecutivos”.

“Realmente nunca imaginamos que tendríamos un desfile, mucho menos dos y ahora tres”, dijo Stephen Curry durante una breve entrevista previa al evento. “¡Pero esto es para ustedes! Vamos a tratar de ser ambiciosos e ir a buscar un poco más”.

JaVale McGee, Nick Young y Jordan Bell posaron para fotografías, se mezclaron con los fanáticos e incluso abrazaron a algunos de ellos, lo que animó aún más a la multitud.

“Sólo estoy emocionado de estar aquí con estos muchachos”, dijo McGee a la televisora KGO. “¡Nuestros fanáticos son increíbles! Todo el amor que nos muestran es simplemente hermoso”.