Ignacio Ambriz y Tomás Boy se verán las caras el próximo sábado en el Clásico joven con la intención de mejorar sus números en este tipo de compromisos. Nacho tiene 44% de efectividad al dirigir choques de esta magnitud, el Jefe ha alcanzado 42.8% de las unidades en disputa. Cabe destacar que en el caso de Ambriz se tomó en cuenta su dirección técnica en los duelos entre Guadalajara y América (ha entrenado a ambos), Cruz Azul y Águilas, así como en los compromisos entre su actual club y Pumas, partido que si bien no es considerado Clásico, es jugado como tal debido al odio deportivo entre ambas instituciones.

Ambriz, siempre? contra las críticas

Ignacio comenzó su aventura en los clásicos cuando estaba al frente de Guadalajara en la temporada 2012, duelo que perdió 1-0 ante los americanistas. Después, al llegar a Coapa, ante el Rebaño tiene saldo de dos triunfos, un empate y dos derrotas.

Ante la Máquina, su próximo rival, se mantiene invicto con una victoria y un empate, mismo que se generó el semestre anterior cuando su equipo se dejó alcanzar tras tener dos goles de ventaja.

Con Pumas tiene en su haber un triunfo, dos empates y una derrota, aunque para la afición azulcrema será difícil de olvidar ese descalabro (3-0 en el Azteca en semifinales del Apertura 2015) que los dejó fuera de la final.

Lo hecho por Ambriz ha desatado distintas opiniones de afición, medios de comunicación y hasta leyendas de la institución, como Héctor Miguel Zelada, quien ha cuestionado el perfil del estratega.

Definitivamente no (es el técnico idóneo), yo creo que Ambriz es un entrenador para un equipo chico, de media tabla, no tiene la personalidad, creo, para dirigir a un equipo de la magnitud del América, con grandes jugadores y figuras , opinó el año pasado el exarquero que se coronó en tres ocasiones con Águilas entre 1983 y 1985.

Carácter de Boy puede ayudar

Tomás Boy tiene siete clásicos dirigidos en su carrera: seis con Atlas ante Guadalajara y uno más en el banquillo de Cruz Azul ante América. En el duelo que paraliza a todo Jalisco, el Jefe tiene saldo de dos triunfos, dos empates y dos derrotas, con 44% de los puntos obtenidos.

En su aventura con la Máquina tiene una igualada (3-3 el torneo anterior), gracias a una gran reacción de su equipo que pudo reponerse en un vibrante duelo en el Estadio Azteca.

A pesar de la irregularidad que han mostrado los cementeros en el actual torneo, Guadalupe Castañeda, exfutbolista del club azul que se coronó en 1997 con la institución, destacó que le agrada el trabajo de Boy, asegurando que su carácter le ayudó la vez pasada contra América para empatar. En esta campaña no se han dado los resultados, pero cuando ha dirigido clásicos le ha ido bien, entonces vamos a esperar a ver cómo le va en esta ocasión .

Finalmente, aunque aplaudió la pasión con la que Tomás vive los partidos en el área técnica, misma que puede contagiar a sus dirigidos, sentenció que un técnico no necesita tanto motivar a un jugador en un clásico, los futbolistas llegan bien en ese sentido por sí solos . Eso sí, no perdió la oportunidad de manifestar que le ha gustado el trabajo de Tomás Boy .

Boy analizó al Tri

La falta de un proyecto a largo plazo es una de las razones que encuentra Tomás Boy en la inconsistencia de la Selección Mexicana. El entrenador de Cruz Azul se dio tiempo para analizar al combinado nacional tras culminar la fase eliminatoria.

Para mí, esta Selección ha fracasado, con cuatro entrenadores o con los mismos jugadores. No es culpa de nadie, ni de los jugadores ni el entrenador quieren jugar en su contra, simplemente hay un principio, aquí se llegó a su límite y es todo , reflexionó el estratega.

Tomás Boy explica que el nivel de exigencia de la Concacaf ha limitado el crecimiento. No obstante, su análisis se inclinó a la falta de un plan para conocer los objetivos de la Selección. Lo importante es saber adónde quieren ir y quiénes toman las decisiones, seguramente están buscando lo mejor, pero creo que se pueden hacer críticas, para mí es un asunto de preguntas: ¿Es éste un grupo de trabajo? ¿Somos un equipo competitivo? ¿Quieres jugar bien? ¿Competir nada más? , comentó. (Con información de Eduardo Hernández Castro)