Tijuana no se cansa de sorprender. El que Antonio Mohamed no quiera saber de contacto con los medios más allá de una conferencia de prensa, que se dé a desear, tiene sus razones. Y es que con cinco semanas de temporada regular por disputarse, Xolos ya está salvado, en posición de Liguilla, con el pase a la pelea por el título en sus manos. Un logro apenas visto en la historia de los torneos cortos con los clubes recién ascendidos.

Los dirigidos por el Tony Mohamed suman entre su primer torneo en Primera División y lo que va de éste 38 puntos, con 15 por disputarse, situación que les permite soñar con la mejor marca de un equipo que apenas comienza su aventura en la Primera División.

La marca corresponde a La Piedad, club que entre el Apertura 2002 y Clausura 2003 acumuló 50 unidades, dirigido por Víctor Manuel Vucetich; equipo que concluyó sublíder general en su segunda campaña en el máximo circuito, al alcanzar los 34 puntos y así avanzar a la Liguilla, en un hecho inédito.

A 12 unidades de esa marca y con 15 que aún están en la pelea, Xolos puede soñar con desplazar al club michoacano que hoy vive una amarga realidad en la Liga de Ascenso. Sin duda, Mohamed y compañía querrán no sólo intentar desbancar al equipo que hace 10 años dirigía Vucetich, sino además llegar más lejos en la Liguilla, luego de que La Piedad cayó por goleada ante América en cuartos de final.

A Irapuato lo rebasan problemas extra cancha

Irapuato, tras ascender en el 2003 y registrar 48 puntos en sus primeros dos torneos, fue desaparecido tras ser señalado de tener nexos con el narcotráfico, en una temporada en la que se decidió reducir de 20 a 18 equipos la Primera División.

Necaxa, el desempeño más pobre

Luego de recuperar la categoría en el 2010, Hidrorayos fracasó en su intento por mantenerse con una pobre cosecha de 31 puntos, regresando al calvario de la Liga de Ascenso tras ubicarse en el penúltimo sitio de la tabla general, situación que provocó que su alegría fuera efímera y su destino el descenso.

Pese a que Necaxa pertenece a la empresa Televisa, el equipo representó tras su regreso a Primera uno de los fracasos más grandes de la Liga y hoy busca su regreso al Máximo Circuito.

carlos.herrera@eleconomista.mx