Estados Unidos es el rey del medallero en los Juegos Panamericanos en todas sus ediciones salvo en la inaugural de 1951 y la de 1991.

En Lima 2019, la delegación estadounidense aspira a mantener su hegemonía liderada por el nadador Nathan Adrian, la tiradora Kim Rhode y los atletas Justin Gatlin y Mike Rodgers. En Toronto 2015, los estadounidenses dominaron con holgura, con un total de 265 preseas, 103 de ellas doradas.

En la historia de la competición, casi nadie ha podido hacerle sombra y cuentan con el doble de medallas totales (4.430) que Cuba (2.026), su más inmediato perseguidor.

Estados Unidos envió a Perú 643 atletas, 321 hombres y 322 mujeres que competirán en 36 deportes durante los 17 días, estando representados en todas las disciplinas menos en beisbol, halterofilia y futbol.

“Estamos encantados de apoyar a este increíble grupo de atletas, asegurándonos de que cada miembro del Team USA puede perseguir sus objetivos en un ambiente sano y saludable”, dijo la jefa del Comité Olímpico y Paralímpico del país, Sarah Hirshland, en un comunicado.

El nadador Nathan Adrian, la tiradora Kim Rhode y el velocista Justin Gatlin serán las estrellas del Team USA. Nathan Adrian, ganador de tres oros olímpicos y ocho preseas en total, disputará los Panamericanos después de superar un cáncer de testículos con la incertidumbre propia de apenas haber podido competir en los últimos meses y con un palmarés de altura.

Kim Rhode, por su parte, ha estado ya en seis Juegos Olímpicos, colgándose seis medallas, y en Lima participará en sus sextos Panamericanos.

Este evento servirá además como clasificación para Tokio 2020 en 12 disciplinas, entre ellas tiro con arco, hípica, tiro, surf, nado sincronizado o waterpolo.

Un pasado esplendoroso

Sólo Cuba, en La Habana 1991, y Argentina, en Buenos Aires 1951, lograron arrebatarle la cabeza del medallero a los estadounidenses. Pero, después de sucumbir en la Mayor de las Antillas ante los anfitriones hace ya casi dos décadas, los estadounidenses firmaron su mejor resultado histórico en Mar del Plata 1995 con 425 preseas, 170 de ellas de oro.