El Mundial de Clubes de Marruecos se prepara ya para las semifinales del martes y el miércoles, en las que entrarán en acción los dos favoritos al título, Real Madrid y San Lorenzo, que se medirán a Cruz Azul y a Auckland City, respectivamente.

El campeón de Europa y el de la Libertadores tienen en mente un eventual duelo en la final del sábado 20 en Marrakech, pero antes deberán superar el obstáculo de las semifinales ante los dos ganadores de los cuartos de final.

Los dos duelos de las semifinales se jugarán en Marrakech, después de que la FIFA confirmara este domingo el traslado allí del Real Madrid-Cruz Azul, inicialmente previsto en Rabat, pero que no se jugará allí por las malas condiciones del terreno de juego tras las fuertes lluvias caídas el sábado.

Los españoles llegarán en racha a ese duelo, con 20 victorias consecutivas y su estrella, el portugués Cristiano Ronaldo, en un gran momento de inspiración.

Pese a que el Mundial de Clubes es un torneo considerado tradicionalmente menor en Europa, Real Madrid se ha fijado la obligación de ganarlo para añadirlo a su palmarés, ya que la única vez que lo jugó, en Brasil en el 2000, apenas pudo quedar en cuarto lugar.

Sólo nos vale ganar, como en cualquier competición. Llegamos con un ambiente y un momento propicio al Mundialito , ha avisado ya el entrenador de los españoles, el italiano Carlo Ancelotti.

Frente a los blancos estará un Cruz Azul cansado por tener que jugar el tiempo suplementario para ganar el sábado 3-1 a Sydney Wanderers australiano, que llegó a ir ganando hasta el 89, antes de que los mexicanos igualaran y forzaran el alargue.