La prueba reina de la velocidad en Juegos Panamericanos es un trampolín, una recompensa y un trofeo que a veces es lo único que podrá presumir un velocista.

En Lima 2019, la ausencia de último momento de Justin Gatlin, el campeón olímpico y mundial en los 100 metros planos, le abrió la posibilidad a deportistas que buscan un sitio en la historia de la velocidad y sentirse ganadores en la región que vio nacer al hombre más veloz de la historia, Usain Bolt.

Por eso Michael Rodgers no dejó de correr sobre la pista de tartán, mientras los músculos del rostro se movían al compás de los dos pistones que tiene como piernas y que le ayudaron a ganar la medalla de oro de los 100 metros planos de los Juegos Panamericanos del 2019.

Mike, como lo conocen en su país, es un atleta de equipo, sus triunfos de mayor repercusión global los consiguió como compañero de  Justin Gatlin, Tyson Gay y Ryan Bailey —las figuras de la velocidad estadounidense— en relevo de 4x100 del equipo de Estados Unidos durante el campeonato mundial de atletismo de Londres en 2017.

Pero en Lima, el velocista consiguió su primera medalla de oro al cruzar la línea de meta en un tiempo de 10.09 segundos, que ni siquiera fue la mejor marca del año para el atleta de 34 años.

La calendarización y la competencia con el Campeonato Mundial de Atletismo a celebrarse en Doha en septiembre impidió que Justin Gatlin, el segundo velocista más importante del mundo, de acuerdo con el ranking de la Federación Internacional de Asociaciones de Atletismo (IAAF, por su sigla en inglés), esté presente en la final de los 100 metros de los Juegos Panamericanos.

La prueba reina de la velocidad a nivel continental no ha tenido a una figura de la velocidad desde Ben Johnson en 1983, cuando el velocista canadiense estaba en formación y ascenso para convertirse en uno de los deportistas más veloces de la historia.

El triunfo de Mike Rodgers delineó el nivel y grado de dificultad de la prueba en los Juegos Panamericanos. Estados Unidos mandó a dos de los atletas mejor colocados en el ranking de la IAAF: además de Rodgers que es sexto lugar, a Cravon Gillespie, que se ubica en el sitio 15 de los 100 metros planos.