En la actualidad es complicado encontrar a un entrenador que acepte abiertamente que el equipo al que dirige aún tiene mucho por mejorar y, sobre todo si se trata de un club que ha perdido sólo un partido de 11 disputados y que se encuentra en zona de calificación. José Manuel de la Torre, técnico de Santos, charló con El Economista y habló sobre su labor al frente del plantel de la Comarca.

De entrada, Chepo, quien a pesar de que llegó a la institución en la jornada seis del Apertura 2016, torneo en el que no pudo armar a su gusto la plantilla, descartó buscar excusas tras sumar 14 de 36 puntos posibles y quedar fuera de la Liguilla.

Llegar y ser un relevo a veces no es fácil porque no siempre se tiene al futbolista en su mejor momento, pero no es pretexto, hay que tener mucha paciencia y estar claro en lo que estamos buscando , sentenció De la Torre, quien aceptó que la campaña anterior les costó mucho encontrar la forma de jugar y sacar resultados.

Actualmente Santos es octavo de la tabla general con 16 puntos y ha perdido un solo partido, incluso dos menos que el súper líder Toluca. A pesar del conjunto que menos ha caído en lo que va del campeonato, José Manuel sabe que han dejado ir varias victorias en los siete empates que acumulan.

Para este grupo todavía queda bastante techo. No quiere decir que juegue mal, se han adaptado bastante bien pero todavía podemos mejorar , acepta el exentrenador de la Selección Nacional, quien a pesar de que sus pupilos han dejado ir triunfos que parecía que tenían en la bolsa, aplaude la paciencia y el orden que mantienen sus jugadores, virtudes que asegura les ayudarán a sacar los resultados que se han planteado.

Chepo asegura que todos los momentos buenos y malos que ha enfrentado en su carrera en el banquillo, le han ayudado y destaca que lo más importante es saber capitalizarlos para ser mejor entrenador y estar preparado para lo que viene .

José Manuel también habló sobre los objetivos que tiene al frente de Santos, equipo con el que desde el principio se planteó llegar a 30 puntos, meta que, acepta, ya luce complicada de alcanzar, porque se han acortado los puntos .

Eso sí, a pesar de que por tantos empates no ha cosechado las unidades que hubieran querido, aceptó que la meta obligatoria es la calificación, porque de ahí parte todo para buscar cosas mayores , esto sin olvidar que al club se le debe estabilizar en el tema porcentual.

[email protected]