Jesús ‘Tecatito’ Corona partió de la Liga MX en 2013 por 4.1 millones de dólares de acuerdo a Transfermarkt; tras seis años en el viejo continente su valor aumentó más de 50 veces, pues en 2020, con 35.7 millones de dólares, se convirtió en el futbolista mejor valuado de la primera división portuguesa. Hoy, la Champions League se ha convertido en una vitrina de exposición para poder colocarse en una liga más competitiva.

Entre las virtudes que el delantero mexicano capitaliza con su valor, los especialistas en valores de mercado destacan su polivalencia, su precisión y el desequilibrio que trae al juego. Béla Csányi, administrador de los valores para la Liga MX en Transfermarkt, señaló:

"Jesús Corona está, desde hace rato, en el mejor momento de su carrera, juega constantemente a un alto nivel con el Porto. Está jugando en diferentes posiciones, lo que da un plus al valor de un jugador porque para otros equipos podría ser útil en diferentes esquemas y planificaciones, esa polivalencia siempre hace que un jugador sea un poquito más interesante, aparte de su rendimiento”.

Santiago Arbide, CEO de la agencia de representación de futbolistas AmEro Sports Management, indicó que Corona resalta por ser un jugador cuyas características son difíciles de encontrar:

"Es un jugador muy preciso en sus pases y en su ejecución, son pocos los balones que pierde, muy desequilibrante, un jugador que te puede cambiar el partido, eso es muy difícil de encontrar, por lo general varios jugadores ayudan a un resultado, pero que un solo jugador entre, te haga diferencia y te dé puntos es muy difícil."

La ausencia de jugadores como Joao Félix y Bruno Fernandes, quienes partieron de Portugal hacia el Atlético de Madrid y Manchester United, respectivamente, le permitieron al mexicano colocarse como el más valioso de la Liga NOS, en la que esta temporada ha jugado el 86% de minutos en 26 juegos, ha marcado dos tantos y puesto siete pases de gol, lo que lo convierte en el tercer máximo asistidor de la Liga. En Champions League ha jugado el 89% de los minutos en nueve partidos y tiene tres asistencias.

Arbide expresó que más que aportar a su valor de mercado de tener un buen desempeño en la competencia, la importancia de tener presencia en la Champions League es la vitrina de exposición que el torneo genera, sobre todo para Corona, que ha buscado partir hacia una liga de mayor competencia.

“Todos los rivales y más la instancia en la que se encuentra ahorita el Porto (cuartos de final) son muy fuertes, entonces es una gran vitrina y eso hace que te vean y que tu valor, si lo haces bien, aumente".

En julio, el jugador de 28 años entrará en su último año de contrato con el Porto y, de acuerdo a medios portugueses, el club está dispuesto a bajar su cláusula de rescisión a cerca de 20 millones de dólares entre mayo y junio del 2021. El agente consideró que si la transferencia de ‘Tecatito’ a un club de mayor nivel, en España, Italia o Inglaterra, no se concreta ahora, después la edad puede ser un factor que lo haga más difícil.

Al partido de vuelta de cuartos de final los Dragones llegan con desventaja de dos goles contra el Chelsea. En la última década el Porto ha alcanzado la etapa de cuartos en dos ocasiones, la anterior fue en la temporada 2018-19, mientras que la última vez que lograron avanzar a la fase semifinal fue en la temporada 2003-04, en la que se llevó el título.

fernanda.vazquez@eleconomista.mx