Identificación de contacto, financiera, demográfica, de ubicación e incluso física como color de piel, ojos... a toda esta información concedes acceso cuando te suscribes a una plataforma Over-The-Top (OTT), por esto es de suma importancia que los proveedores de servicio cuenten con estrictos estándares de protección.

En su momento, Chivas TV dejó en evidencia un deficiente sistema de ciberseguridad que derivó en sanciones por parte de PROFECO.

La irrupción de plataformas OTT en México ha aumentado considerablemente en los últimos años, de 22 plataformas en 2013 a 96 en 2019, de acuerdo con el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

El crecimiento también es notorio al enfocarnos en el sector de entretenimiento deportivo, pues hoy contamos con ofertas como Claro Sports, Chivas TV e Internet TV, plataforma de la Liga Mexicana del Pacífico y Liga Mexicana de Beisbol, además de Blue To Go.

La competencia en este rubro aumenta con “jugadores” extranjeros como, NBA League Pass, NFL Game Pass o MLB TV, además próximamente entrará DAZN, una OTT dedicada a una amplia gama de deportes que pronto tendrá presencia en más de 200 países.

El confinamiento provocado por la pandemia permitió el acceso gratuito a distintos contenidos de estas plataformas. Es por ello que, al involucrarnos más en el mundo digital, cada vez es más necesario el cumplimiento regulatorio en materia de protección de datos personales.

De acuerdo con Héctor Guzmán, director del área de protección de datos personales y privacidad de la firma de abogados BGBG, toda empresa que recabe datos personales para ofrecer productos o generar perfiles debe cumplir con una normativa de protección de esta información que disminuya, en la medida de lo posible, el riesgo a una vulneración, lo cual incluye que haya sido accedida por personas no autorizadas.

“En nuestra ley y en otras leyes del mundo está la obligación legal de adoptar las medidas de seguridad necesarias para proteger esa información y si tienen una vulneración de seguridad, un data breach, serán responsables de la información que se haya perdido y se harán acreedores a muchas sanciones”. precisó.

El IFT es el principal encargado de revisar el cumplimiento de obligaciones de los operadores de telecomunicaciones; sin embargo, no regula a las OTTs porque estas operan por internet, pero se encuentran en el terreno de protección al consumidor de PROFECO.

En 2016 el club Guadalajara se aventuró con su plataforma Chivas TV y aunque esta no le trajo una buena experiencia al usuario por intermitencias en la señal y distintas quejas en la calidad del servicio ante la PROFECO, “no se habló del incumplimiento de datos personales” indicó Rolando Guevara, director del área de deporte y entretenimiento de la firma BGBG Abogados.

“Se le hizo fácil lanzar el servicio sin tener estas herramientas de protección de ciberseguridad, se fueron por un proveedor europeo que no les ofrecía los estándares requeridos para un nivel masivo que intentó en su momento Chivas TV, esto fue de prueba y error y fueron blindando su plataforma, pero la experiencia de 2016 fue literalmente catastrófica porque fue hackeada su señal” agregó.

Lo de Chivas TV fue un caso peculiar que resultó en una multa de 5 millones 680 mil pesos. La subprocuraduría de telecomunicaciones de PROFECO informó a este diario que no se han registrado más quejas relacionadas a OTTs porque los consumidores deciden resolverlo directamente con las empresas, “incluso en la numeralia de quejas del primer cuatrimestre no figura el tema”.

“No ha sonado un problema de este tipo quizá porque no ha sido necesario llegar a la autoridad del c onsumidor, eso es sintomático de que se resuelve rápido; claro está que en un caso extremo, el ciudadano tiene el derecho de tocar la puerta de la autoridad”, apuntó Rolando Guevara .

Defensa contra el mal uso de los datos

“Si en un momento dado sientes sospechas que están utilizando mal tu información porque te llamaron por teléfono de un lugar donde no has dejado tus datos o incluso sospechas que esa página web donde tú dejas tu información sufre una vulneración de seguridad, puedes acudir al Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) y presentar una denuncia por uso indebido de la información” explicó Héctor Guzmán.

Rolando Guevara indicó que la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) es otra vía, en una primera instancia se puede acudir a la plataforma Concilianet y, si no se llega a una solución, la PROFECO puede proceder con una multa.

“La PROFECO tiene un apartado, el artículo 76 bis, que habla del comercio electrónico y los requisitos que deben de contener también las páginas de internet, por ejemplo que el proveedor de servicios te dé la cara, que tenga un domicilio que exista, que tenga un número telefónico, que tenga centros de atención o correos electrónicos para atender”.

En casos más extremos en los que el uso indebido de tu información conlleve un fraude, un robo de tu cuenta bancaria o la suplantación de tu identidad, el ministerio público federal, quien también maneja delitos cibernéticos, tiene la capacidad de llevar a cabo una investigación penal.

En el ámbito internacional cada plataforma se rige con las normativas de su país de origen, pero esto no impide que los usuarios estando en otro territorio se puedan defender de un mal uso de su información a través de denuncias digitales.

“Hay que crear mucha cultura de protección de datos para que la gente primero sepa que están tratando su información personal y que tenemos derechos incluso frente a empresas extranjeras, eso no nos deja desarmados, lo que pasa es que hay que intentarlo y eso no es fácil y puede ser costoso y puede llevar mucho tiempo, pero no es sinónimo de indefensión si te decides a ejercer tus derechos”, finaliza Guzmán.

[email protected]