El presidente del COI, Thomas Bach, pidió un mayor esfuerzo para combatir la corrupción y el dopaje, e indicó que los escándalos recientes minan la credibilidad del deporte y arrojan dudas injustas sobre atletas limpios.

Bach pidió a todas las organizaciones deportivas que cumplan con las reglas de buen gobierno y eviten los casos de corrupción como los que sacudieron los cimientos de la FIFA y la federación internacional de atletismo.

Sus opiniones fueron publicadas justo cuando la junta del COI empezó una reunión de tres días en Lausana para discutir varios temas de ética y gobernabilidad.

Como medallista olímpico, los acontecimientos recientes en algunos deportes son tristes , dijo Bach, un ex esgrimista. Lo que más me entristece como un ex atleta es que minan la confianza hacia los atletas limpios.

Por su bien y por la credibilidad de todas las competencias deportivas, tienen que ser protegidos del dopaje y de la corrupción , agregó.

Bach ha tratado de distanciar al COI del escándalo de la FIFA, en el que decenas de dirigentes del futbol y ejecutivos de compañías de marketing deportivo han sido acusados por sobornos a cambio de los derechos comerciales de torneos. Además, el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, y el líder de la UEFA, Michel Platini, fueron suspendidos por otro caso por un sospechoso pago de 2 millones de dólares al dirigente francés.