Pasadena.-Pese a que todavía tiene molestia en el tobillo izquierdo, el volante Andrés Guardado mostró su confianza en que podrá estar listo para este sábado cuando México dispute la final de la Copa Oro 2011 ante Estados Unidos.

De la misma forma que su compañero Carlos Salcido, el "Principito" abandonó la cancha en el duelo de semifinales ante Honduras, pero su evolución al parecer ha sido favorable.

"Sí (partido importante), nadie se los quiere perder aunque sea con una pierna (jugar) como se dice, entonces vamos a tratar de estar, probamos un poco el tobillo, hay un poco de molestia que es normal, pero creo que no es un dolor que nos impida jugar", dijo.

Más allá de todo lo que significa enfrentar al cuadro de las "barras y las estrellas", el elemento surgido de Atlas destacó la relevancia de conquistar el título para poder estar presentes en la Copa Confederaciones Brasil 2013.

"Lo importante es el pase a la Confederaciones, lo sabemos desde un inicio, para nosotros es importante estar ahí", estableció.

Guardado descartó que en este partido se definirá cuál de los dos equipos es el verdadero mandamás de la Confederación Norte, Centroamericana y del Caribe de Futbol (Concacaf), ya que esa etiqueta se gana con el paso del tiempo y no solo en 90 minutos

"No se va a ver quién es el gigante de Concacaf por ganar mañana, eso te lo vas ganando a lo largo de la historia, de los partidos, será un partido interesante y ojalá que pueda ser positivo para nosotros", sentenció.

BVC