Jim Harbaugh levantando el trofeo Vince Lombardi, Frank Gore, el MVP, Joe Flacco con tres intercepciones y Colin Kaepernick con cuatro pases de touchdown… Tres caminos dirigen a San Francisco a su sexta hegemonía en la historia de los Super Bowls gracias a un supuesto triunfo de 31-22 sobre Baltimore Ravens.

El Economista realizó la simulación de lo que será el SB XLVII del próximo domingo en New Orleans, donde se tomaron en cuenta tres categorías: estadísticas en puntos anotados y permitidos, apuestas y el resultado en el videojuego Madden 13, para, después de obtener un promedio, determinar el triunfo gambusino, la cuarta escuadra en preferencia en nuestro país, según NFL México.

GORE, FIGURA EN MADDEN

La realidad virtual ofrecida por el reconocido videojuego Madden 13 creado por EA Sports, en su plataforma para Play Station 3 dio la victoria a Niners por 37-21. En la edición donde el linebacker de los Ravens, Ray Lewis, forma parte de la introducción, Collin Kaepernick mandó pases de anotación para Randy Moss, Bruce Miller, Vernon Davis y Frank Gore, con este último en conexión de 74 yardas.

Gore, running back, fue Most Valuable Player, producto de 137 yds por tierra y el TD ya mencionado. Mientras que el quarterback Kaepernick recabó 221 yds y una intercepción. Del otro lado, Flacco tuvo 319 yds, tres envíos de touchdown e igual cantidad de entregas.

SF, MEJOR EN PUNTOS

El segundo aspecto concernió a las unidades hechas y recibidas por encuentro tanto en campaña regular y postemporada; en este plano, SF se adjudicó de forma ajustada la victoria, por 26-24, luego de sacar una media con ambas condiciones.

Los de la Costa Oeste anotan 30.6 pts por encuentro; 24.8 en las primeras 17 semanas y 36.5 en playoffs. En puntos permitidos 49ers tuvo su mejor nivel en temporada regular, 17.1. En dos encuentros de postseason la cifra es de 27.5.

Respecto del conjunto de John Harbaugh, lleva admitidos 20.2 pts, en promedio, por duelo; 21.5 en regular season y 19 en tres partidos de playoffs. Al ataque registran 27.4 (24.9 en temporada regular y 30 en postemporada).

La defensa de San Francisco tolera 2.6 touchdowns por encuentro y la de Ravens, dos. En ofensivas, la de los campeones de la NFC hace 3.8 y la de su contraparte, 3.3 cada 60 minutos efectivos de juego.

APUESTAS Y NÓMINA, TAMBIÉN

En el tema de las apuestas, sitios especializados colocan como favorito a los del Golden Gate, por hasta cinco puntos de diferencia y donde la cuota acumulada de unidades será de 49.

De entre cientos de opciones, se especula que SF será quien tenga la bola en el arranque del Super Domingo y que el primer touchdown podría ser obra de Frank Gore.

El rubro de nómina se inclina por los gambusinos. Fuentes refieren que éstos pagan 132 millones de dólares. El sueldo más alto es para el linebacker Patrick Willis, con 17.7 millones netos.

Con Baltimore, las retribuciones alcanzan los 122 millones. Terrell Suggs, defensive tackle, es quien más percibe, con 11.5 millones de dólares.

diego.fragoso@eleconomista.mx