En duelo de semifinales del Mundial Femenil Francia 2019, la selección de Estados Unidos intentará hacer valer su condición de favorito cuando enfrente a su similar de Inglaterra en el estadio de Lyon.

Las estadounidenses dejaron claro las razones por las que es considerada favorita al título, luego de dejar en el camino al representativo anfitrión (Francia), duelo en el que sufrió un poco, pero su calidad le permitió salir adelante.

Además, saben que más allá de su potencial no pueden caer en ningún exceso de confianza y necesitan desarrollar su mejor desempeño para merecer un resultado positivo.

Estados Unidos quiere llegar a su tercera final consecutiva y alcanzar el bicampeonato, que significaría el cuarto título en su historia.

Mientras que las inglesas han tenido una destacada actuación luego de cerrar con paso perfecto la fase de grupos, en la que logró cinco anotaciones y únicamente recibió un gol.

La selección de Inglaterra mantuvo ese paso arrollador al imponerse por idéntico 3-0 a Camerún, en octavos de final, y a Noruega, en cuartos, lo que la ha colocado en la antesala de la final, con muchas posibilidades de avanzar.

La mejor actuación del equipo europeo fue precisamente hace cuatro años en Canadá 2015, torneo en el que ocupó el tercer puesto al imponerse al cuadro de Alemania.

Lucy Bronze, Estados Unidos no está “destinado a ganar”

Estados Unidos no está “destinado a ganar” el Mundial femenino, aseguró Lucy Bronze, que se mide a las defensoras del título en Lyon en semifinales con Inglaterra, un equipo con “hambre” de victorias.

“No las veo pensando que están destinadas a ganar este torneo”, dijo a la prensa la defensa de 27 años, insistiendo en los resultados “apretados” del ‘Team USA’ en los últimos encuentros contra Suecia (2-0), España (2-1) y otro 2-1 contra Francia en cuartos de final.

Inglaterra por su parte superó a Noruega (3-0) para pasar por tercera vez consecutiva a semifinales en un torneo internacional, luego de caer en esa ronda en el Mundial-2015 y en la Eurocopa-2017.

Conseguir llegar a semifinales por tercera ocasión consecutiva “es un éxito increíble, una actuación extraordinaria lograr esta regularidad, pero nos falta esa última barrera” por pasar, declaró Bronze.

Esa meta puede dar un punto extra de motivación a las ‘Leonas’ con respecto a las otras semifinalistas, que ya han “disputado finales estos últimos años”.

Eso puede ser “una ventaja”, “nosotras tenemos todavía hambre”, reflexionó.

En Canadá 2015, Inglaterra se inclinó en semifinales contra Japón con un tanto en propia puerta en los minutos de añadido (1-2).

“Aprendimos más con ese partido que con cualquier otro y eso explica por qué somos así de resilientes y por qué creemos tanto en nosotras”, apuntó la jugadora del Lyon, donde se celebran las semifinales y la final de la competencia.

En su opinión, el club francés apoyará a Inglaterra contra las estadounidenses, que eliminaron a las locales en cuartos.

“He recibido algunos mensajes estos últimos días por parte de muchos miembros del staff del Lyon deseándome buena suerte, por lo que creo que tenemos un poco más de apoyo del que deberíamos haber tenido en circunstancias normales en Francia”.