Javier Chicharito Hernández no debe sentirse tan seguro en el ataque mexicano. Y es que el elemento del Manchester United tendrá que pelear por el puesto con Aldo de Nigris, centro delantero que lleva meses de romance con el gol, tal y como lo demostró ayer ante Gales, conjunto al que le hizo un doblete que valió para que el Tricolor se llevara el triunfo 2-0 en el primer ensayo de cara a las eliminatorias.

Si bien todos los futbolistas que utilizó José Manuel de la Torre cumplieron con una buena actuación, quien se llevó los reflectores fue De Nigris, hombre que aprovechó la oportunidad que le llegó debido a que Hernández apenas se incorporará a la concentración.

Y Javier deberá de llegar con las pilas puestas, porque ante Aldo sólo tendrá en su favor que juega en Europa, en un equipo en el que pasó más tiempo en la banca que en la cancha.

Lo del atacante del Monterrey no sólo es lucha, entrega, profesionalismo. No. Aldo lleva rato con la portería bien grabada en su mente, con la contundencia necesaria para poder festejar muy a menudo. El regiomontano hizo 11 goles en el último semestre, mientras Chicharito consiguió 10 en un año, abrió el marcador al 42’, luego de haber coqueteado con las redes minutos antes.

Aldo pudo festejar luego de que Giovani Dos Santos habilitara con servicio filtrado a Severo Meza, lateral que impactó la pelota, poniéndola en el filo del área chica, sitio en el que De Nigris aprovechó la mala salida del arquero para rematar con la frente y abrir el marcador.

Pero si el delantero de Monterrey pudo brillar ayer fue porque en media cancha Edgar Andrade, Carlos Salcido, Giovani Dos Santos, y en la segunda etapa Ángel Reyna, pudieron conectarse por momentos con él con buenos servicios.

Para el segundo tiempo, luego de intentos de Reyna y Andrade con potentes disparos que el arquero logró atajar, cerca del final, la figura de la tarde selló su gran actuación.

Justo cuando parecía que el juego concluiría con el 1-0, Andrade mandó un tiro-centro que Aldo envió a las redes con el pecho, anticipando al arquero, que jamás esperó ese gesto técnico de su rival.

JESÚS CORONA FUE ?EL ARQUERO TITULAR

José Manuel de la Torre mandó a la cancha al arquero de Cruz Azul, por lo que Memo Ochoa tuvo que mirar desde la banca el partido a la espera de otra oportunidad. Además del guardameta del Ajaccio, Rafael Márquez también arrancó como suplente y apenas tuvo unos minutos de participación, situación que demuestra lo completo que es el plantel del Chepo. México tendrá su segundo ensayo el jueves ante Bosnia.

(Con información de Carlos Herrera)