De los 10 jugadores con mayores ingresos en la NFL, según el listado de la revista Forbes, seis de ellos forman parte de las franquicias que clasificaron a la postemporada, aunque para la fase de divisionales el número se reduce a cuatro representantes de los combinados de Denver Broncos (Peyton Manning, el tercero en la lista), New England Patriots (Darrelle Revis, cuarto) y Green Bay Packers (Aaron Rodgers, sexto, y Julius Peppers, décimo).

En total, el monto de las percepciones de dichos jugadores asciende a 256.4 millones de dólares, es decir, dos veces la nómina de combinados como Tennessee Titans o Minnesota Vikings -sus plantillas se conforman de aproximadamente 53 jugadores-, asimismo, son de las nóminas más bajas de la Liga.

En los listados de tres años previos, por lo menos uno de los jugadores que más ganancias registran en la NFL llega a disputar el Super Bowl, pero en ningún caso es el jugador que ocupa el primer sitio del ranking, asimismo, coincide que ningún quarterback que integra el listado ha podido alzar el trofeo Vince Lombardi y es la posición que más se repite entre la decena que más dinero acumula.

Entre los que más altos ingresos tienen en los últimos cuatro años el grupo se ha integrado por 24 jugadores y los que más han repetido son Peyton Manning (4), Darrelle Revis (3) y Drew Brees (3).

* * *

El listado del 2014 de la revista Forbes sobre los jugadores con mayores ganancias en la NFL está encabezado por mariscales de campo; el primer lugar lo ocupa el quarterback de Falcons, Matt Ryan, pues se embolsa 43.8 millones de dólares, además, lo hace el mejor pagado de su equipo, que concluyó la temporada regular con una marca de seis partidos ganados por 10 derrotas.

Ryan, de 29 años, se colocó entre los 10 primeros mariscales de campo con más yardas por aire (4,694), con el mejor porcentaje de pases completos (66.1), de los cuales 28 fueron pases para TD, pero se ubicó entre los que más pases le interceptaron y lo capturaron en 45 ocasiones, por lo que fue el cuarto en dicho rubro.

Otro papel juega el líder de Broncos, Peyton Manning, que en su tercera campaña con Denver ya disputó un Supertazón, el cual perdió ante Seattle en la temporada 2013-2014.

El jugador de 38 años se encargó durante esta campaña de romper el récord de pases para touchdown y estableció marca de yardas por pase.

La fase regular la concluyó con una efectividad en sus pases de 66.2% y dio 39 pases para TD, que lo colocaron entre los mejores 10 en su posición, en el mismo lugar se encuentra el quarterback de Packers, Aaron Rodgers, con 38 pases para anotación, sólo cinco pases interceptados y completó 65.6% de sus pases.

En la jornada 10, Rodgers colaboró en la victoria de 55-14 en contra de Chicago, encuentro en el que sumó 315 yardas y seis pases de anotación.

En tanto, Darrelle Revis (cornerback) y Julius Peppers (defensive end) no se colocan entre los mejores jugadores de su posición en relación con sus estadísticas.

yesme.cortes@eleconomista.mx