Ffancfort, Alemania.-El anfitrión y gran favorito, Alemania, selló su pase a los cuartos de final del Mundial de futbol femenino, tras imponerse sin brillo por 1-0 a Nigeria este jueves en Fráncfort, un resultado que también hizo avanzar matemáticamente a las francesas.

Alemania y Francia, con dos triunfos en otros tantos partidos, están igualadas a seis puntos y se disputarán el liderato de la llave A en su enfrentamiento del martes, mientras que Nigeria, campeón de seis de las siete copas de Africa, y Canadá, monarca en la Concacaf, están ya eliminadas.

El tanto del triunfo germano en el estadio que acogerá el 17 de julio la gran final del torneo fue obra de Simone Laudehr en el 54, aprovechando un lío en el área tras una falta desde el lateral, que había propiciado un primer disparo de Alexandra Popp, repelido y cuyo rechace aprovechó Laudehr.

Tras superar por la mínima 2-1 a Canadá en el partido inaugural, Alemania vuelve a sembrar dudas y no consiguió una gran goleada, como la registrada en la anterior confrontación ante Nigeria (8-0), en el mes de noviembre.

Las africanas quedaron además sin poder cobrarse la revancha de la derrota por 2-0 en la final del último Mundial Sub-20 de mujeres, disputado en Alemania hace un año, como ensayo general al torneo de mayores.

En la primera mitad, las locales comenzaron muy bien y estuvieron a punto de inaugurar el marcador, por medio de Laudehr, que metió el pie cuando Osinachi Ohale intentaba defender un balón en el área, pero su disparo fue atajado por la arquera Precious Delé (minuto 2).

Desire Oparanozie dispuso incluso de una buena oportunidad en un saque de esquina, golpeando raso de voleo, pero el balón fue despejado de nuevo a córner.

Al término de la primera mitad, el público de Fráncfort protestó por las fuertes entradas de las nigerianas, sobre todo después de que Melanie Behringer tuviera que retirarse lesionada (minuto 31) y por la patada en la rodilla, afortunadamente sin consecuencias, que sufrió Babett Peter (39).

En la segunda mitad, Alemania salió decidida a por el partido y el tanto llegó, casi por insistencia, en un barullo en el área que culminó Laudehr con un disparo desde la línea del área pequeña (54).

Nigeria lo intentó con más voluntad que acierto y las alemanas controlaron bien su ventaja, que pudieron incluso incrementar con buenas oportunidades, como el disparo cruzado de Grings en el 76, que detuvo Dedé.

La estrella de las alemanas, Birgit Prinz, segunda en enero en el Balón de Oro FIFA tras la brasileña Marta, volvió a terminar el partido sin marcar, siendo sustituida por Inka Grings en el 53.

BVC