Enclavado entre las Montañas Costeras canadienses, este pintoresco poblado pone a prueba a los viajeros intrépidos con sus actividades invernales.