El mexicano Alfonso Cuarón volvió a filmar en la Ciudad de México tras 16 años con Roma, película ambientada en la década de los 70, que en parte retrata la matanza de estudiantes durante el gobierno de Luis Echeverría.

Fue algo personal, porque es una película que sucede en 1970 y 1971, en la Ciudad de México mayormente, y que tiene mucho que ver con elementos y vivencias de mi infancia , dijo el director ganador del Óscar por Gravity en conferencia con motivo del final del rodaje.

Cuarón evitó dar detalles de la trama de Roma y de sus protagonistas. Sólo se conoce que el filme, cuyo estreno está previsto para el 2018, gira en torno a una familia de clase media.

Al explicar las razones por las que filmó en la CDMX, parafrasea a su amigo y colega Guillermo del Toro: Las películas son como una caja de cereal: al fondo se encuentra la promesa de un juguete .

Gravity fue esa caja de cereal, y yo me saqué ese juguetito, el cual, generalmente, se traduce en una película más grande, con más producción, con más estrellas, pero yo tomé la decisión de regresar a la CDMX a hacer esta película con los recursos que siempre soñé , compartió.

La película retrata la Matanza del Jueves de Corpus o Halconazo , como se le conoce coloquialmente en México: una manifestación de estudiantes violentamente reprimida por un grupo paramilitar durante la administración de Echeverría.

Para recrearla, el cineasta tuvo que cerrar por dos días la calzada México-Tacuba. No lo pensamos frívolamente. Esto lo hicimos para recrear un momento histórico que está en la conciencia del mexicano, que son los eventos del 10 de junio de 1971. Por eso mismo era esencial filmar esta escena en donde sucedieron los hechos , afirmó Cuarón.

Puedo vivir en el extranjero, pero mi cabeza sigue pensando en mexicano, en chilango , refirió Cuarón. Yo estoy muy al tanto de los aconteceres de mi país y extraño de donde soy y de donde vengo

La última película que el director mexicano rodó en la Ciudad de México fue Y tu mamá también (2001), que estelarizan Gael García Bernal y Diego Luna junto a la española Maribel Verdú.

Después de ese filme, estuvo detrás de la lente de otros proyectos como Harry Potter y el prisionero de Azkabán (2004), Niños del Hombre (2006) y Gravity (2013).

Cuarón relató que se encontró con una ciudad muy distinta a la que mostraban las imágenes que recopiló durante su investigación, y llamó a cuidar la arquitectura de la capital mexicana.

Estábamos repletos de fotografías de época (...) Llegábamos a un lugar y era irreconocible en la mayor parte de las ocasiones. Realmente se tiene que cuidar la gloria arquitectónica de esta ciudad .