En estas páginas, Jean Marc Bosques, creador de el reloj maya del fin del mundo, reconoció hace unos días no tener permisos ni acercamiento con el Instituto Nacional de Antropología e Historia para hacer la pieza de joyería.

El fin de semana, el INAH confirmó que el relojero suizo nunca pidió permiso para utilizar números ni los símbolos mayas en los relojes Kukulkán, pues todas estas imágenes son parte de los acervos arqueológicos de la institución.

El reloj maya del fin del mundo lleva en su carátula números mayas y al reverso imágenes como Kukulkán. El costo de los permisos va de los $562 a los $893 pesos, poco si lo comparamos con los precios que alcanzan los tres relojes: de 13,000 hasta los 398,000 dólares.

Pero eso no es todo, Marc Bosque registró en Suiza una carpeta de símbolos e imágenes que incluyen los números mayas para que otras empresas las utilicen.

Registré los números mayas para que ninguna marca de relojes los use de manera desinformada o insultante, dijo Jean Marc Bosque. Sin embargo, la empresa Mido lanzó en el 2010 un reloj también con la imagen de Kukulkán como una edición conmemorativa .

La polémica y la publicidad ante una supuesta acción legal del INAH beneficiará al relojero, que planea lanzar dos nuevos relojes, uno con la imagen de La Quebrada de Acapulco y otro de la Santa Muerte.

La empresa que lleva el nombre de 219 relojes desaparecerá el 21 de diciembre del 2012 y sólo dejará como legado sus relojes mayas…

¿Oportunismo comercial o un homenaje a la cultura Maya? ¿Ambas? Usted decida.

SÍMBOLOS QUE UTILIZA

Números mayas

Calendario maya

El dios Kukulkán

[email protected]