Sólo 13 presidentes de las 44 comisiones ordinarias de trabajo atendieron la convocatoria de la Presidencia de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados para acordar la agenda de reformas susceptibles de aprobación en el último periodo ordinario de sesiones, que concluirá el 30 de abril.

Guadalupe Acosta Naranjo (PRD), presidente de la Mesa Directiva, lamentó la inasistencia, pero dijo que carece de medidas coercitivas para obligar a los diputados a trabajar; su responsabilidad se limita a alentar que las reformas pendientes se concreten.

Cuestionado por El Economista sobre si hay posibilidades reales de que se apruebe la minuta de la Ley de Seguridad Nacional en la actual Legislatura, respondió: No soy adivino. Madame Sassu se lo pudiera decir, pero yo no. Espero que salga y vamos a hacer lo posible porque salga. No me gusta hacer pronósticos. No juego ni a la lotería .

Mencionó los temas que desde su percepción podrían concretarse: Reforma política, ley anticorrupción, quitar fuero a los legisladores y funcionarios públicos, ley de transparencia, ley de salarios máximos y la ley de cambio climático .

Armando Ríos Piter, presidente de la Junta de Coordinación Política (JCP), demandó a los integrantes de las comisiones sentarse a trabajar para dictaminar los temas pendientes, sobre todo los que tienen que ver con seguridad.

En ese tema, completó, la bancada del PRD impulsa una ley que dé garantías a las instituciones, pero que no deje de lado a los ciudadanos. Recordó que la minuta de la Ley de Seguridad Nacional se analiza en la Comisión de Gobernación, que preside el panista Javier Corral Jurado, y que desde el verano pasado se acordó trabajar de manera conjunta con el Senado para garantizar el consenso.

Finalmente, convocó a las comisiones de Gobernación de ambas cámaras a echar a andar este trabajo que ha estado suspendido durante los últimos cuatro meses .

[email protected]