Aunque la lluvia del fin de semana no causó afectaciones materiales a los establecimientos comerciales y tianguis, sí disminuyó las ventas.

Para la Federación de Comerciantes y Prestadores de Servicios (Fecopse) inicia una de las temporadas más volátiles en cuanto a ventas, pues las lluvias pueden causar una disminución de 100% al impedir la instalación de tianguis.

Rocío Alvarado, presidenta de la Fecopse, explicó que el domingo sólo se instala el tianguis de Molineros, en el fraccionamiento El Parque, que aglutina a 100 comerciantes, pero apenas se instalaron 15% de los vendedores.

En el resto de los tianguis se espera una disminución en las ventas con motivo de las lluvias, aunque no hay una cifra exacta.

RIESGO

Si la precipitación pluvial es intensa, se cancela la instalación de los tianguis, porque la lluvia puede llevarse los puestos o causar daños en la mercancía.

Si hay una lluvia como la del domingo, las ventas bajan hasta 100% porque no podemos trabajar; si la lluvia nos cae cuando estamos instalados, la gente no se presenta y se nos maltrata la mercancía , explicó Alvarado.

Por el contrario, los comercios afiliados a la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) no registran daños importantes.

El presidente estatal de Canaco, Pedro Paredes, afirmó que las lluvias causaron más beneficios que problemas.

(La lluvia) fue el domingo en la noche y la mayoría de los establecimientos ya estaban cerrados. No tuvimos problemas reportados en el sector , afirmó.