El tramo Mérida-Cancún-Chetumal del Tren Maya será eléctrico y no de diésel, informó el director general del Fondo Nacional de Fomento al Turismo, Rogelio Jiménez Pons.   

Por tratarse de los dos tramos en los que habrá doble vía para el traslado de carga, se decidió que la tecnología empleada sea eléctrica, con posibilidad de que en un mediano plazo se evolucione a trenes a base de hidrógeno, aseguró Rogelio Jiménez Pons.  

“Tendremos tramos al 100% eléctricos; la locomotora tendrá su pantógrafo, que es la línea que conecta con la catenaria o cable para abastecerse de electricidad; entonces desde Cancún hasta Chetumal la locomotora se moverá con este sistema, pero si ese mismo tren se sigue hasta Palenque, baja su catenaria y echa a andar su máquina a diésel”, explicó Jiménez Pons a El Economista.  

El empleo de esta tecnología, dijo, se justifica plenamente para los tramos de doble vía, porque son más eficientes en el traslado de carga, además de que es mucho menor el costo de mantenimiento.  

Jiménez Pons adelantó que la licitación para la adquisición de estos equipos con tecnología dual (diésel y eléctrico) se lanzará a más tardar en octubre próximo.  

En un comunicado de Fonatur emitido este jueves, se confirma que la aplicación de esta tecnología implica la electrificación de todo el tramo Mérida-Cancún-Chetumal, con la colocación de postes, cableado y catenarias.  

Fonatur ha decidido incorporar la electrificación en más del 40% de la ruta al inicio de la operación de todo el sistema, lo que refleja el compromiso del Gobierno de México con la protección del medioambiente y la eficiencia energética”, se lee en el reporte. 

Los tramos correspondientes a la ruta Mérida-Cancún-Chetumal serán electrificados. Esto representa 690 kilómetros de ruta, incluyendo laderos y vías dobles para servicios múltiples. El diseño para estos tramos de mayor demanda prevista se ajustó para incorporar la tracción eléctrica en el material rodante y en la infraestructura ferroviaria. Únicamente se adelanta la electrificación al inicio de operaciones del tren. Para el resto de la ruta, existe la posibilidad de electrificar en un futuro, añaden.  

Explican además que el Tren Maya incorporará trenes híbridos (diésel-eléctrico) y trenes eléctricos. 

En el caso de los trenes duales aseguran que tienen más versatilidad porque una misma locomotora presta servicios en tramos electrificados y no electrificados y anticipan que en un momento futuro se podría emplear locomotoras impulsadas por hidrógeno.