A ocho meses de que se promulgó la reforma en materia de outsourcing, y a tres meses de que entró plenamente su aplicación, las empresas de Capital Humano vieron disminuida su industria hasta en un 70%; no obstante, mantienen sus inversiones, diversificaron su modelo de negocio y actualmente se enfocan a ofrecer servicios especializados.

Las grandes compañías como ManpowerGroup, Adecco, PAE o Kelly Service, enfocadas a subcontratar personal, actualmente realizan ajustes para ofrecer nuevos servicios que permitan dar dinamismo a las empresas que requieren flexibilidad al contratar personal, explica el CEO de PAE, Jorge Pérez Izquierdo, quien comenta que de manera inmediata la compañía buscó dar cumplimiento a las nuevas disposiciones de la Ley Federal del Trabajo que permitieran dar certidumbre a los clientes.

“En este tiempo es que ha habido un reacomodo en la industria, al principio las empresas estaban con incertidumbre, muchas empresas dejaron de comprar servicios. Así en los tres meses que han transcurrido ya se ha entendido cómo reportar el objeto social de la compañía para poder contratar servicios especializados, y por otro lado también hemos visto, y eso es evidente, que las empresas que no han estado cumpliendo con la legalidad pues ya no están funcionando”, detalló Pérez Izquierdo.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Empresas de Capital Humano (AMECH) Héctor Márquez Pitol, destacó que “ahora sólo existe un 30% de mercado o de cantidad de empleados en ese sector de lo que antes había. Entonces, si sólo el 30% trabaja dando servicios especializados, ese es el principal cambio que hemos experimentado con la reforma”.

Destacó que la AMECH continúa con sus operaciones en las que se dieron de baja algunas empresas, que dados los cambios en el mercado, ya no pudieron mantener operaciones; además de que la Asociación es muy estricta en el cumplimiento con la legislación laboral.

Márquez Pitol agregó que “realmente se puede dar servicio especializado para todas las regiones y a todos los sectores productivos, todas las empresas que suelen ser desde desde pequeñas y medianas, también van haciendo precisamente esa subcontratación especializada, porque como empresa, aunque sea pequeña requiere a lo mejor todo el soporte tecnológico, pues no vas a montar tu área de infraestructura de sistemas, entonces es mejor subcontratar el servicio”.

En tanto, Francisco Martínez, director de Adecco, externó en un colaboración que “como todo proceso es normal que los mercados se muestren precavidos y a la expectativa de las nuevas reglas, y justo eso es lo que se vivió en el primer semestre de 2021… Muchas empresas tuvimos que transformar el modelo de negocio; lo que implicó que empresas pequeñas quedaran fuera de esta nueva realidad ante la falta de expertise y capacidad de cambiar totalmente su  modelo de negocio.

Revisión permanente a la reforma

A un paso lento, y con mayor experiencia en el cumplimiento de la ley, las empresas nuevamente empiezan a contratar servicios; no obstante los directivos expresan que es importante que cada determinado tiempo se revise y se hagan ajustes a la legislación, “a fin de atender los casos en los que no está funcionando, pues en principio se puede decir que al menos 50% de los trabajadores ya fueron contratados de manera directa, eso es positivo, pero aún falta tiempo para medir todos los efectos”, dijo Pérez Izquierdo.

Márquez sostuvo que el tema laboral tiene que ser como el tema fiscal “cada año o seguirse revisando, qué le mejoramos, entonces es algo que se requiere permanentemente, el seguimiento de ciertas leyes, de cómo el empleo requiere que se sigan sacando lineamientos, mejoras e incentivos, eso es lo que se requiere”.