Finalmente la Asociación Internacional de Swaps y Derivados (ISDA,­ por su sigla en inglés) consideró al canje de la deuda griega como un evento crediticio , luego de que se forzara a algunos acreedores a participar en la quita y dando pie a que se cobraran algunos seguros de riesgo de impago (CDS).

Así, Los mercados concluyeron la semana con movimientos mixtos ante la advertencia de que la crisis está lejos de ser resuelta.

El viernes se acordó la mayor rees­tructura de deuda de la historia para Grecia, pero el acuerdo no fue enteramente voluntario. Se activaron las Cláusulas de Acción Colectiva para que participara más de 90% de la deuda y el ISDA consideró esto como un evento crediticio que dará pie al pago de CDS por alrededor de 3,200 millones de euros.

Creemos que se dio un paso ade­lante para evitar caer en impago, pero no es la solución absoluta , según Monex. Aunque Scotiabank conside­ró: Atravesamos terreno inexplorado en la economía, con situaciones inédi­tas y respuestas experimentales , anticipando que lo ocurrido motivará un análisis más cuidadoso por parte de los inversionistas antes de adquirir un instrumento financiero .

El mercado de deuda es el que más preocupan. Según Invex, tras la reestructura, la tasa del bono heleno a 30 años cotizaba a una tasa de 14%, lo que denota la escasa credibilidad con respecto a que esta operación selle de manera definitiva los problemas para Grecia de cumplir sus compromisos , agregó el Grupo Financiero.

Habrá que poner especial atención a ver si los bonos de otros países se ven afectados de alguna forma por estos eventos , finalizó Scotiabank.

Analistas coincidieron en que el monto a pagar de CDS es relativamente manejable; sin embargo, los riesgos están en la posibilidad de que vengan más reestructuras. La gran interrogante es si más pronto que tarde se requerirá una nueva reestructura de la deuda soberana helena, sobre todo en las condiciones de debilidad que se anticipan para esta economía .

La debilidad económica podría ser un factor de riesgo para los mercados en adelante, agregaron analistas. No obstante, la elevada liquidez seguirá siendo un factor que de soporte a la alza de los mercados, indicaron Invex y Santander.

ANUNCIO DE ISDA ACOTA AVANCES

En la última jornada de los mercados, el reporte de empleo de EU, que resultó mejor a lo esperado, y la aprobación del canje de deuda helena que le abrirá la puerta al gobierno para acceder al segundo rescate, impulsaron los avances. Pero, las ganancias se acotaron tras el anunció del ISDA, así los principales índices accionarios apenas y cerraron la semana a la alza.

En Wall Street, el S&P 500 y el Nasdaq ganaron 0.10 y 0.40%, respectivamente, mienras que el Dow Jones cerró su segunda semana a la baja al caer 0.40 por ciento.

Mientras que en Europa, el Stoxx 600 perdió 0.70%, su peor semana desde la concluida el 10 de febrero. En México, el IPC cerró con un descenso semanal de 1.66% a 37,691.01 puntos.

Para el dólar, las noticias económicas de EU y la reestructura griega detonaron un rally­ de 1.1% frente a sus principales contrapartes. Ante el yen la divisa estadounidense subió a máximos de 11 meses, sumando su quinta semana de ganancias, su mejor racha en cerca de cinco años. El euro finalizó la semana con una caída de 0.53% a 1.3126 dólares. Contrario a lo anterior, la moneda mexicana ganó 1.07% a 12.6342 unidades por dólar.