La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condsuef) informó que más de 1,000 sociedades financieras de objeto múltiple no reguladas (sofomes ENR) podrían perder su licencia para operar, luego de que se cumpla la fecha límite (el próximo 4 de julio) para que éstas soliciten su renovación de registro ante dicha dependencia con el fin de seguir con sus operaciones.

Según el organismo, como parte de las modificaciones aprobadas a la ley que regula a las sofomes ENR, se estableció que todas estas entidades tienen la obligación de renovar ante la Condusef su registro para poder operar, en un plazo legal que vencerá el próximo 4 de julio. En caso de que las entidades financieras no lo hagan, perderán su registro por ministerio de ley y no serán consideradas en tal carácter .

Datos del organismo que preside Mario di Costanzo arrojan que actualmente su Sistema de Registro de Prestadores de Servicios Financieros reporta la existencia de 3,025 sofomes en operación, de las cuales 500, es decir 16%, están reportadas como no localizadas.

Cabe añadir que se tiene conocimiento de 636 sofomes que si bien se dieron de alta para operar para efectos fiscales ante el Servicio de Administración Tributaria, no han cumplido con sus obligaciones ante la Condusef. De éstas, 386 están localizables pero no han proporcionado su información corporativa, y 250 no ha sido posible localizarlas , explicó el organismo.

La Condusef informa que, a la fecha, sólo 48 entidades han presentado su solicitud para constituirse como sofom y 31 han solicitado la renovación de su registro, lo que resulta un número insignificante respecto del total de entidades en operación (1 por ciento) .

Dentro de los trámites que tienen que realizar las sofomes está acreditar que su objeto social se adecue a lo establecido por la ley; es decir: el otorgamiento de créditos, arrendamiento o factoraje financiero. Además, se exige la demostración de que la sofom tenga celebrado un contrato con alguna sociedad de información crediticia.

Cabe recordar que, para solicitar dicha renovación de registro, las sofomes tendrán que haber obtenido por parte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores un dictamen técnico en materia de prevención de lavado de dinero.