La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana negó esta tarde el despido del agente de la Policia Federal, Nicolás González Perrín, quien fue el autor de la detención en 2016 del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán.

Cabe destacar que González Perrín se encuentra de comisión en Washington, Estados Unidos, adscrito al Servicio Exterior Mexicano (SEM) de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana confirmó este miércoles que todos los Policías Federales agregados al Servicio Exterior Mexicano en actividades en Estados Unidos, Guatemala, Colombia y España, sí fueron llamados México, aunque siguen en activo dentro de la institución.  

“Cabe mencionar que el movimiento de 13 policías federales responde a las políticas de austeridad del Gobierno de la República y que dichos elementos permanecen en servicio activo dentro de la institución, donde se valora la asignación de nuevas funciones, conforme lo marca la Ley de la Policía Federal”, indicó la dependencia en breve comunicado.

Sin mencionar por su nombre al oficial González Perrín, la Secretaría que encabeza Alfonso Durazo dijo que “todos los elementos cuentan con las medidas de seguridad necesarias para salvaguardar su integridad”.

“El titular de la SSPC, Alfonso Durazo, reitera su compromiso de proteger al personal de la corporación que ha participado en la detención de miembros de las organizaciones criminales y ha actuado en favor de la seguridad de los mexicanos”, detalló el comunicado.

El oficial Nicolás González Perrín fue el autor de la última captura de Joaquín Guzmán Loera el 8 de enero del 2016. “El Chapo” circulaba en Los Mochis, Sinaloa, en un vehículo que había robado junto con Iván Gastélum Cruz, “El Cholo Iván”, y ambos huían de un operativo del Ejército y la Marina que tenía como propósito su captura.

El oficial González Perrín narró que al detener el vehículo en el que viajaba el narcotraficante, éste le ofreció una fuerte cantidad de dinero para dejarlo en libertad, pero el oficial se resistió y lo mantuvo bajo arresto hasta que llegaron mandos del Ejército y la Marina.

[email protected]