La secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, hizo un “enérgico llamado” al respeto mutuo, luego de que el aspirante de Morena al gobierno de Guerrero, Félix Salgado Macedonio, amenazó al presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, en caso de que ese instituto confirme el retiro de su candidatura.  

“Como secretaria de Gobernación hago un enérgico llamado a mantener las diferencias dentro de la legalidad y el respeto mutuo, tanto a las instituciones, como a los servidores públicos”, dijo Sánchez Cordero a través de Twitter.

Esta mañana, afuera de las instalaciones del INE donde mantiene un campamento, Félix Salgado Macedonio amagó que si los consejeros electorales no restituyen su candidatura, irá a buscar a su domicilio al presidente del órgano electoral, Lorenzo Córdova, y añadió: “se murió Lorenzo”. Salgado también llamó “cabroncito” al consejero presidente del INE.

“¿No le gustaría al pueblo de México saber dónde vive Lorenzo Córdova? ¿les gustaría saber cómo está su casita de lamina negra que cuando llueve gotea y moja su cuerpo”, expresó el aspirante.

Salgado fue más allá: “El INE ha muerto para nosotros, pero puede ser que resucite”. El senador con licencia dijo que continuará en plantón en las inmediaciones del instituto electoral hasta que se restablezca su candidatura.

“Que no le rasquen los huevos al toro, porque nos va a encontrar”, amenazó.

El domingo 11 de abril, el presidente del INE, Lorenzo Córdova, dijo que ese órgano es un árbitro neutral e imparcial del actual proceso electoral, por lo que “no tiene sustento hablar de fraude o de prácticas que formaron parte de una picaresca política afortunadamente superada, como el ratón loco, los padrones rasurados o los muertos que votaban”.  

Mediante un videomensaje con motivo de la impresión del material electoral en Talleres Gráficos de México, Córdova Vianello dijo que “el INE como organizador de los comicios y árbitro neutral e imparcial de la contienda política seguirá garantizando la calidad técnica de estos procedimientos, la transparencia, la equidad y la imparcialidad en el proceso electoral, lo que pasa también por la aplicación estricta y puntual de la ley a quien la viole”.

jorge.monroy@eleconomista.mx

kg