Luego de que policías municipales de San Andrés Tuxtla, Veracruz, liberaron al presunto delincuente Elías Marcelo Carvallo Martínez, alias “Lito Carvallo”, el gobierno de ese estado ordenó el desarme de los elementos de la corporación municipal.

La Secretaría de Seguridad Pública de Veracruz, a través de la Policía Estatal, desarmó una parte de los 264 elementos que componen la Policía Municipal de San Andrés Tuxtla, de los cuales 12 fueron puestos a disposición de la Fiscalía General del Estado (FGE) por su participación en la liberación del detenido.

Los efectivos estatales, en coordinación con personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), pasaron revista y retiraron 184 armas de fuego.

Los policías municipales no detenidos continuarán realizando sus labores, mientras que 44 elementos y 10 unidades de la SSP estatal brindarán apoyo en los trabajos de seguridad y protección ciudadana en el municipio.

El presunto delincuente Elías Marcelo Carvallo Martínez fue detenido en días pasados por elementos de la SSP estatal, al ser localizado en flagrancia cometiendo delitos de abigeato (robo de ganado) y ultraje a la autoridad. “Lito Carvallo” es considerado un generador de violencia en la región de Los Tuxtlas.

El detenido se encontraba dentro de la comandancia de la policía Municipal de San Andrés Tuxtla, pero oficiales de la municipalidad le habrían facilitado abandonar los separos antes de que llegaran elementos de la Policía Ministerial para trasladarlo ante un juez.

El gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García (Morena), dijo que hubo una estrategia para detener a objetivos de la delincuencia en la región de Los Tuxtla, y se detuvo a Carvallo Martínez, “pero desafortunadamente lo liberaron”.

La fiscal del estado, Verónica Hernández Giadáns, dijo que los 12 elementos policíacos municipales ya fueron presentados ante la autoridad judicial, y sostuvo que “no permitiremos complicidades”.

jorge.monroy@eleconomista.mx