La violencia contra las mujeres se ha incrementado en años recientes y las autoridades han hecho poco para atender el problema, consideran más de la mitad los mexicanos, de acuerdo con los resultados de una encuesta de Consulta Mitofsky. Sin embargo, cuando se les pregunta su percepción acerca de las protestas feministas, la mayoría de los mexicanos se muestra en desacuerdo.

feminicidios en México
Percepción de la violencia contra las mujeres.

Específicamente en el tema de feminicidios, 69 de cada 100 mexicanos consideran que estos han aumentado en los años recientes y 66 de cada 100 están de acuerdo en que el feminicidio se trate como un delito diferente al resto de homicidios.

De cada 100 mexicanos 48 afirmaron que las autoridades actúan como siempre: sin atender el problema de fondo y sin encontrarle soluciones. 45 de cada 100, en cambio, creen que las autoridades sí han puesto más atención en los crímenes de violencia contra las mujeres, según esta encuesta sobre feminicidios de Consulta Mitofsky.

Esta situación refleja una mayor visibilidad de la violencia pronunciada contra mujeres y niñas que atraviesa México. También muestra una mayor penetración de la problemática en los hogares. A escala nacional son asesinadas cerca de 10 mujeres por día y cerca del 66% de las mujeres han sido víctimas al menos una vez en su vida de violencia física, emocional o sexual, según la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares (Endireh) del Inegi.

Protestas en el espacio público

La percepción ciudadana se muestra menos empática cuando se trata de las expresiones de protesta en la vía pública.

Pese a la mayor visibilidad de la violencia de género y la aceptación de los términos y delitos que giran alrededor de ella, la población se muestra en desacuerdo con que las mujeres se movilicen y se manifiesten en contra de la violencia de la que son víctimas.

Los mexicanos aceptan mayoritariamente las protestas feministas en espacios controlados, pero no en espacios públicos.

La encuesta reflejó que más de la mitad de la población (55.6%) apoya que las mujeres se manifiesten durante las actividades del presidente Andrés Manuel López Obrador para exigirle mayor compromiso con la situación de violencia contra las mujeres.

Esta pregunta de Consulta Mitofsky se produce en el contexto de las manifestaciones que se han realizado recientemente fuera de Palacio Nacional, oficina principal y hogar del presidente López Obrador; las protestas incluso han llegado a alterar el desarrollo de su conferencia de prensa de cada mañana, a las que el presidente ha respondido con expresiones que los colectivos feministas consideran llenas de desdén e insensibilidad.

Los ciudadanos también apoyan que las movilizaciones se den dentro de las escuelas, públicas o privadas: casi la mitad (47.9%) dijo que sí deben hacer paros en escuelas hasta que se les proteja más. Distintas universidades han registrado la movilización de estudiantes que reclaman mayores acciones contra la violencia de género en las aulas, de parte de profesores, personal administrativo y compañeros.

Recientemente el ITAM y la UNAM han mantenido movilizaciones estudiantiles que buscan respuestas de las autoridades universitarias en torno a la violencia de género dentro de sus unidades académicas. Específicamente llaman a paros y marchas para visibilizar el acoso, hostigamiento y violaciones a los derechos humanos y universitarios.

Las expresiones de protesta lograron que la violencia de género fuera incorporada en el código jurídico de la máxima casa de estudios del país, el 12 de febrero pasado, para ser considerada como una falta grave con sus respectivas consecuencias. Sin embargo, para 66.8% de los encuestados, las movilizaciones no están arrojando resultados; 21.1% piensa lo contrario.

Pero si se trata de la vía pública, los resultados de la encuesta muestran a una ciudadanía en contra. El 67.8% de los mexicanos dijo que las mujeres no deben protestar frente a instalaciones de medios de comunicación que no reporteen bien los feminicidios, el 71.6% dijo que no deben movilizarse en las calles alterando el tránsito y 85.5% dijo que no deben manifestarse con pintas en edificios y monumentos.

El viernes pasado, colectivos feministas reclamaron frente a las instalaciones de los periódicos Reforma, que publica el tabloide Metro, y La Prensa, de la Organización Editorial Mexicana, por el tratamiento que dieron a las imágenes del brutal asesinato de Ingrid Escamilla por parte de su pareja sentimental. Las manifestantes exigieron un tratamiento ético de la información y una conducta periodística profesional que proteja la dignidad de las mujeres y combata las expresiones que solapan y perpetúan la violencia machista.

feminicidios en México
Protestas contra la violencia de género.

[email protected]