La nueva etapa político-electoral para el 2018 en la Ciudad de México transformará las delegaciones en alcaldías. Una diferencia primordial es que la gestión del titular será supervisada por un grupo de entre 10 a 15 personas que integrarán el concejo, y así evaluar las acciones administrativas.

El docente en Democracia y Participación Ciudadana de la Universidad Nacional Autónoma de México, Edgar Ortiz Jiménez, explicó que la diferencia entre una presidencia municipal y una alcaldía será la administración y autonomía, pues aunque podrían estar en una misma jerarquía política, son mínimas las similitudes.

El ayuntamiento de un municipio se integra generalmente por 20 personas, de las cuales 17 son regidores, dos síndicos y el presidente municipal, debemos dejar claro que el cabildo o presidente municipal actualmente se encuentran limitados por injerencias externas, como pueden ser las disposiciones del mismo gobernador de cada estado, provocando así restricciones económicas .

Las alcaldías serán autónomas en su administración económica, ya que no dependerán de un presupuesto otorgado por la Secretaría de Finanzas de la capital como sucede actualmente en las delegaciones, también en materia de ingresos, ya que todos los recursos que deriven de un acto de gobierno como clausuras, licencia de construcción o de manifestaciones de obra, se podrán quedar en la demarcación.

Ortiz Jiménez señaló que el contrapeso de los alcaldes serán los concejales, que representarán un barrio o circunscripción de la alcaldía, estos órganos colegiados electos tendrán como funciones la supervisión y evaluación de las acciones de gobierno, el control del ejercicio del gasto público y la aprobación del Proyecto de Presupuesto de Egresos.

Con estos elementos las alcaldías son unidades distintas de la concepción tradicional del municipio, pues las marcadas diferencias con los gobiernos municipales y sus atribuciones, esquematizan a las alcaldías como figuras híbridas entre el concepto de delegación política y municipio.

El pasado 9 de junio, el Instituto Electoral del Distrito Federal instaló el Comité Técnico para la división de las circunscripciones en las 16 alcaldías.

Las facultades

  • Ejecutarán su propio presupuesto e ingresos.
  • Podrán suscribir acuerdos en materia de seguridad ciudadana y prevención del delito, pero no hacerse cargo de los cuerpos policiacos de la Secretaría de Seguridad Pública.
  • El cabildo funcionará como un órgano de planeación, coordinación, consulta y decisión de los titulares de las alcaldías.
  • En sesiones del cabildo existirá una silla ciudadana, con derecho a voz para opinar sobre las acciones a implementar.
  • En cada unidad territorial habrá un órgano de representación ciudadana que podrá demandar al menos trimestralmente información de propuestas, presupuesto y gasto a ejercer en sus respectivos barrios, acto que no se hace en las delegaciones.

[email protected]?