En abril las ventas de Walmart en México metieron un fuerte freno y crecieron 2.4%, su peor abril desde 2014, cuando crecieron 1.1%, en esta ocasión el golpe provino de una caía en las visitas a la tienda, informaron en su reporte a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV). 

El indicador de abril quedó por debajo de la expectativa de analistas 5.1%, y es una considerable desaceleración respecto al 13.5% reportado en marzo. El crecimiento del 2.4% es el menor valor para la mayor minorista del país en los últimos 14 meses, fue en febrero de 2017 cuando creció 2.1 por ciento.

Descontando el efecto inflacionario -la inflación a la primera quincena de abril se ubicó en 4.7% de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) las ventas de Walmart se colapsaron 2.2%, luego que con el descenso de la inflación habían logrado acumular tres meses de crecimiento.

La minorista detalló en su reporte que durante abril el ticket promedio se incrementó 3.1%, y el número de transacciones disminuyó 0.7 por ciento.

A unidades totales las ventas crecieron 3.6 por ciento. 

En el caso de Centroamérica, las ventas totales sin considerar los efectos de las fluctuaciones cambiarias disminuyeron 1.5 % y las ventas a unidades iguales registraron un decremento de 5.4 por ciento. 

En el consolidado de Walmart de México y Centroamérica (Walmex), las ventas de abril se ubicaron en 46,561 millones de pesos, un alza del 2% anual, con un acumulado al primer cuatrimestre de 2018 de 190,514 millones de pesos. 

Durante abril la minorista integró cinco unidades, cuatro en México -en formatos Bodega Aurrerá y Bodega Aurrerá Express-, y una en Centroamérica -formato Bodega-, para dar en operación un total de 3,160 unidades comerciales.