Grupo Rotoplas prepara la primera reapertura del bono sustentable por 1,000 millones de pesos para continuar financiando proyectos que buscan resolver problemas relacionados con el desabasto y saneamiento del agua.

La empresa planea realizar la emisión el próximo mes de octubre. La oferta de papeles está respaldada por el programa de deuda sustentable que colocó en junio del 2017, por un total de 3,000 millones de pesos, la cual posicionó a Rotoplas como la primera empresa de Latinoamérica en sumarse a este mercado global.

La compañía ha invertido 91.8% de los 2,000 millones de pesos que obtuvo con la primera emisión de bonos, lo restante está por asignarse. Del total de los recursos, 78.1% se destinó a proyectos de tratamiento de agua y 13.7% a soluciones de agua potable, como bebederos.

A través de sus iniciativas se purificaron 48 millones de litros de agua, beneficiando a 652,959 niños. En el rubro de tratamiento se purificaron 9,297 millones de litros de agua y otros 3,254 millones de litros de agua reutilizada, expone en una presentación.

Con su proyecto general de bebederos en escuelas y áreas públicas, Rotoplas ha instalado 2,800 soluciones hasta el momento, con un impacto directo y positivo sobre la salud y el bienestar de los consumidores, así como una reducción en el uso de PET y otros plásticos.

Los bonos sustentables financian proyectos con un sentido social y ambiental, alineados con los objetivos del desarrollo sostenible de la Organización de la Naciones Unidas.

Bajo la Estrategia 2018-2020, Rotoplas integrará la sustentabilidad en los procesos de negocio. Como parte de este plan, el año pasado compró el centro de innovación canadiense Sanzfield, especializado en el desarrollo de sistemas de tratamiento y reúso de aguas residuales. También adquirió una plataforma de comercio electrónico de soluciones de almacenamiento de agua en Estados Unidos.

Índice sustentable

Rotoplas es parte del índice del Dow Jones Sustainability MILA Pacific Alliance. Se dedica a ofrecer soluciones individuales para el almacenamiento, conducción y mejoramiento de agua. Tiene 21 plantas y presencia en 14 países.

judith.santiago@eleconomista.mx