Un matrimonio afgano al que México le negó el ingreso y lo regresó a Estambul, llegó este domingo a la capital mexicana tras solicitar refugio, informaron autoridades locales.

El Instituto Nacional de Migración (INM) detalló en su cuenta de Twitter que "arribó a México, con solicitud de refugio, la pareja afgana que en días pasados había sido inadmitida".

El matrimonio, la mujer con siete meses de embarazo, arribó el pasado miércoles al aeropuerto de Ciudad de México con visas de turista pero en su entrevista con autoridades migratorias cayeron en "contradicciones" y se determinó no permitirles entrar al país, informó el pasado jueves la cancillería mexicana.

La pareja fue regresada ese jueves a Turquía, desde donde iniciaron su viaje a México, lo que desató críticas en redes sociales, sobre todo de la organización Human Rights Watch.

La cancillería señaló finalmente que se acordó con el INM darles "protección humanitaria" y se alistó su regreso a México.

La pareja prefirió omitir su nombre en su contacto con la prensa mexicana, ante la cual señaló que de permanecer en Afganistán habrían sido perserguidos por los talibanes, que retomaron el control de ese país asiático.

"Les dije que era profesor, que el Talibán nos estaba buscando a mí y a mi esposa, que trabaja en los medios", dijo el hombre en declaraciones que publica el diario Reforma.

El Instituto para las Mujeres en la Migración (Imumi), una de las organizaciones que abogó por el matrimonio, publicó en Twitter una imagen en la que son abrazados por otra pareja que, según medios locales, serían mexicanos a quienes habrían conocido en China.

"IMUMI agradece a todas las personas que ayudaron a traer a la familia afgana solicitante de protección internacional de regreso a México, hoy después de haber sido deportados en violación de la ley nacional e internacional", señala un mensaje de Twitter.

Luego de que los talibanes retomaron el control de Afganistán tras la retirada de Estados Unidos, México anunció que daría refugio a afganos, en especial a mujeres y niñas.

En agosto llegaron unos 400 comunicadores y sus familiares y cinco mujeres adolescentes integrantes de un equipo de robótica reconocido internacionalmente.

kg