Guadalajara, Jal. El conflicto legal entre el gobierno federal y el ejido El Zapote será aún más prolongado, advirtieron representantes de los comuneros.

Nicolás Vega Pedroza, quien representa al ejido para el tema relacionado con el aeropuerto tapatío, informó que las 307 hectáreas que les fueron expropiadas en 1970, sobre las cuales se encuentra asentado el Aeropuerto Internacional de Guadalajara, fueron declaradas terrenos ejidales por un tribunal colegiado.

Lo anterior supone que será un tribunal agrario el que se hará cargo del litigio que mantienen los comuneros con la Federación, por el pago de la superficie en la que se construyó la terminal aérea, y por la concesión que otorgó la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

“Al pasar a un tribunal agrario, significa que se declararon ejidales y que no son de la SCT”, dijo Vega Pedroza.

Indicó que la sentencia del tribunal colegiado es definitiva, por lo que no puede ser apelable.

Por lo pronto, el ejido El Zapote advirtió que seguirá en control del estacionamiento del aeropuerto tapatío, que permanece tomado por los ejidatarios desde el pasado 17 de noviembre, mismos que mantienen levantadas las plumas de ingreso para que los usuarios no paguen por ese servicio al Grupo Aeroportuario del Pacífico (GAP).

Adicionalmente, Nicolás Vega informó que insistirán en que los establecimientos comerciales (alrededor de 80) que se encuentran en el ingreso al aeropuerto paguen una renta al ejido El Zapote, toda vez que se encuentran sobre los terrenos que, afirmó, son propiedad de los comuneros.

La expropiación del aeropuerto ocurrió en 1951, cuando el gobierno federal expropió al ejido El Zapote 307 hectáreas. No obstante, el decreto expropiatorio se publicó en 1971.

Los ejidatarios consideran que no se les pagó lo justo por sus terrenos, por lo que emprendieron una batalla legal que lleva más de una década, litigio que ha impedido el crecimiento de la infraestructura aeroportuaria.

Pese a ello, el GAP incluyó en su plan de infraestructura para el próximo quinquenio la construcción de una segunda pista para el aeropuerto tapatío, sin tener que recurrir a terrenos propiedad del ejido El Zapote.

[email protected]