Entre los 32 estados y representantes del gobierno federal se realizó una reunión el día de ayer con la coordinación del gobernador Mauricio Vila, quien preside la Comisión de Salud de la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago), donde se acordó llevar a cabo un proceso escalonado y gradual en la reapertura de la economía de los distintos estados, proceso que en Yucatán cuenta con el apoyo de expertos en salud pública y epidemiología así como de representantes de los diferentes sectores productivos.

Con la salud de los yucatecos como prioridad, el regreso paulatino a las actividades constará de tres de etapas, denominadas "olas". La primera "ola" aún no tiene fecha de implementación. En este comienzo gradual, como ya se había anunciado, a partir del 1 de junio la construcción se convierte en actividad esencial.

Las olas serán determinadas por el semáforo estatal de Yucatán, que cada jueves hará público la Secretaría de Salud de Yucatán (SSY), y servirá para corroborar los datos sobre el comportamiento de la pandemia del semáforo federal Covid 19 y cerciorarnos que este semáforo federal corresponda a la realidad de la pandemia en Yucatán.

En la ola 1, la cual todavía no tiene fecha de inicio, se prevé la apertura controlada de oficinas de corporativos, servicios profesionales y medios de comunicación. También, el regreso a actividades de comercio al mayoreo, manufactura, servicios inmobiliarios y de alquiler y de alojamiento.

En todos los sitios que se incluyan en esta primera etapa se deberá procurar una distancia de cinco metros cuadrados entre las personas, por lo que comercios de menos de 150 m2 pueden atender sólo en la puerta o ventanilla. Asimismo, la actividad en los negocios de actividades no esenciales está prevista sólo de lunes a viernes.

También en la ola 1 los hoteles podrán operar 10% de capacidad y sólo para hospedaje de trabajo, mientras que en restaurantes, estéticas y clínicas de salud se limitará la actividad 25% de su capacidad y sólo con reservación; estará prohibida la espera. En todos casos se establecerán horarios escalonados de apertura y cierre por sector.

Todos los negocios que quieran reactivar operaciones deberán registrarse en la página web que el gobierno del estado ha dispuesto para tal objetivo, en la dirección: reactivacion.yucatan.gob.mx.

En ese micrositio se encuentran todos los protocolos de higiene y material técnico específicos a cada industria, así como material relevante al público para la reapertura. Los encargados de los negocios y sitios de trabajo que quieran volver a las actividades deberán llenar un formato y descargar y aceptar los protocolos correspondientes a su industria y giro. Los que se den de alta obtendrán un folio único para el seguimiento durante la reapertura.

En la ola 2, que tampoco tiene fecha de inicio, los hoteles podrán operar 15% de capacidad y sólo para hospedaje de trabajo, mientras que en restaurantes, estéticas y clínicas de salud se limitará la actividad 50% de su capacidad y sólo con reservación; estará prohibida la espera. En todos los sitios que se incluyan en esta segunda etapa se deberá procurar una distancia de cuatro metros cuadrados entre las personas.

En la ola 3, sin fecha fija de inicio, se sumarían a esta reapertura gradual escuelas y servicios educativos, sitios de entretenimiento y cultura, bares y centros comerciales, así como templos y actividades religiosas. Los hoteles podrán operar 25% de capacidad y ya podrán recibir turistas. La actividad de restaurantes, estéticas y clínicas de salud aumentará 75%, siempre con reservación.