Puebla, Pue. El gobernador Miguel Barbosa Huerta solicitará a la Federación que permita la participación de inversiones provenientes de empresarios locales en el Aeropuerto Internacional de Puebla, con el objetivo abrir más rutas comerciales.

Lo anterior, dijo, al considerar que la terminal poblana se convirtió en una alternativa de apoyo para el Aeropuerto Internacional de la Ciudad México, porque, ahondó el mandatario, no prospera el proyecto de Santa Lucía.

En la actualidad, la operación del aeropuerto Hermanos Serdán, ubicado en el municipio de Huejotzingo, está concesionado por 50 años al organismo público descentralizado Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA) desde octubre de 2014, según información de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

“Los aeropuertos son federales, pero en algún momento, en el caso de Puebla, se entregó 50% de la operación a las administraciones estatales, por lo que desde el año 2001 estaba concesionada a la Operadora Estatal de Aeropuertos para su operación y desarrollo, la cual era propiedad del empresario Ricardo Henaine Merzher”, recordó Barbosa Huerta.

Sin embargo, el 29 de noviembre del 2011, el gobierno de Rafael Moreno Valle Rosas extinguió por decreto a esa operadora debido a incumplimientos y entregó la operación total al organismo público descentralizado.

En este contexto, el Ejecutivo estatal refirió que actualmente las condiciones son distintas, ya que hay una proyección de la Federación por invertir en la terminal poblana, lo cual despierta el interés de su gestión por tratar de recuperar para el sector privado una participación.

“Si hay intervención del sector privado local, contribuirá al desarrollo de la terminal aérea; igual implica que la administración garantice la seguridad en Huejotzingo”, puntualizó.

Arman plan energético

En otro tema, Miguel Barbosa señaló que se trabaja en la integración de un plan energético, ya que en la entidad los precios energéticos son muy elevados, por lo que, tras la reforma energética del gobierno federal anterior, los estados pueden generar proyectos sobre almacenamiento y energías limpias para atraer inversiones.

Mencionó que una vez concretado se darán a conocer cartas intención de inversionistas.

En el caso de energías limpias, se trata principalmente de parques eólicos y ductos de gas natural; este último es el que se requiere detonar rápido, ya que de lo contrario, no podrían asentarse industrias grandes, las cuales funcionan con dicho suministro, aseveró.

Reveló que tenía concretada una inversión de 3,500 millones de pesos de una empresa de biopapel, la cual se esperaba que arrancará una semana después de iniciar funciones, el 1 de agosto, aunque está parada “por no tener donde asentarla, debido a que requiere gas natural”.

[email protected]