Monterrey, NL. El estado de Nuevo León concursará para obtener recursos del Fondo Metropolitano, que se aplicará en los municipios clasificados en la zona metropolitana, debido a que este año la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) cambió las reglas de operación de dicho fondo.

“Recibimos la notificación el viernes pasado por parte de la SHCP, de que por primera vez no habrá una asignación específica por estado, sino lo que tenemos que hacer es concursar por los recursos”, comentó el secretario de Finanzas y Tesorería General de la entidad, Carlos Garza Ibarra.

La administración había proyectado que Nuevo León recibiría alrededor de 283 millones de pesos en el 2018, de los cuales 50% se asignaría para mantenimiento a la sujeción de vías de las líneas 1 y 2 del Sistema Metrorrey y el otro 50% sería para el Hospital Metropolitano, explicó.

Sin embargo, tendrán que esperar a que, entre esta semana y la próxima, la SHCP emita las nuevas reglas de operación del Fondo Metropolitano.

El gobierno estatal incluyó a los alcaldes metropolitanos para participar en un comité, en el que se discuten los proyectos que son prioritarios; además, el funcionario aseguró: “hemos incluido todas sus necesidades (...) nos estamos preparando para tener la mayor cantidad de proyectos y tener acceso a más recursos”.

Por su parte, el secretario de Infraestructura del estado, Humberto Torres Padilla, precisó que estos fondos federales son de apoyo a las áreas metropolitanas del país y la intención es que sean utilizados en lo que más genera valor a las metrópolis.

Destacó que se van a reunir próximamente con la Asociación Metropolitana de Alcaldes, presidida actualmente por Adrián de la Garza Santos (presidente de Monterrey), para identificar los proyectos que tienen más valor.

No se tiene plazo para presentar estos proyectos, indicó, porque la SHCP todavía no emite las reglas de operación.

“Lo que sí sabemos es que no hay asignación específica por área metropolitana como antes había; es una bolsa de 3,600-3,700 millones de pesos. hay un comité que integran las secretarías de Hacienda, de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano y de Comunicaciones y Transportes”, declaró Torres Padilla y especificó que se trata de un grupo de dependencias que decidirán cuáles proyectos se aprueban.

Añadió que este año se invertirán 700 millones de pesos en rehabilitación de caminos y carreteras, con lo cual se proyecta rehabilitar 85% de los 3,200 kilómetros de la red estatal.

Chihuahua, con problemas en ejecución de obras municipales

De los ingresos totales de Chihuahua, 80.4% corresponde a recursos federales.

En este contexto, la Secretaría de Desarrollo Municipal (Sedemun) y la Secretaría de Hacienda del estado realizaron el desglose de recursos que se dejaron de percibir para Chihuahua en el 2017 y las obras que han sido afectadas, ante el incumplimiento al convenio pactado con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Según la información divulgada por el área de proyectos para municipios de Sedemun, el monto faltante de recursos para obras en diversas localidades asciende a 80.1 millones de pesos y se divide en dos programas: el de Desarrollo Regional y el de Fortalecimiento Financiero para Inversión 2017, ambos del Ramo 23.

En este último destacan 11 obras afectadas, entre ellas la pavimentación de la calle principal de Nonoava; pavimentación con concreto hidráulico de la calle principal en Ranchería, municipio de Valle del Rosario; pavimentación con concreto hidráulico en Calzada Padre Maldonado, municipio de Santa Isabel, y rehabilitación de alumbrado público en Bachíniva.

Las obras del Programa de Desarrollo Regional afectadas son 12, resaltando la construcción del puente El Dorado, en Valle de Allende; reconstrucción del puente la Gomera, en Parral, y la remodelación del centro comunitario San José en Chihuahua capital.

Por otro lado, el gobierno estatal informó que solicitará a la SHCP la información correspondiente a los convenios para la entrega de recursos extraordinarios a los estados desde el 2015, a fin de que cada entidad federativa pueda darles seguimiento. (Redacción)

maria.flores@eleconomista.mx