A fin de potencializar ingresos propios, generar proyectos de infraestructura en los sectores energético, logístico y de movilidad, así como dar a las empresas locales más esquemas de crecimiento, el gobierno del estado de Guanajuato apuesta por una nueva alternativa de financiamiento: el mercado bursátil.

Ayer, la Bolsa Institucional de Valores (Biva) y la administración guanajuatense firmaron un convenio de entendimiento para potenciar las finanzas públicas y el desarrollo económico empresarial de la entidad federativa.

“Esta alianza nos va a permitir, por un lado, potenciar nuestros recursos de pensiones y del estado, a través de proyectos de gran envergadura que nos permitan generar las condiciones para que Guanajuato siga creciendo, y sea el motor. Pero también nos va a permitir, a los empresarios de Guanajuato, que tengan estas opciones, este acompañamiento y, sobre todo, la profesionalización que tiene Biva, para poder llegar a los niveles que estamos deseando”, indicó el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo.

El mandatario destacó la confianza que tienen los inversionistas en el estado por el dinamismo exportador, el crecimiento económico, la disminución de la deuda y el bajo nivel de corrupción y la paz laboral que existen.

“Es el estado menos corrupto de este país, lo cual genera certeza a los inversionistas. Hace 25 años, Guanajuato exportaba cerca de 300 millones de dólares, el año pasado llegamos casi a 25,000 millones de dólares de exportación, de ese tamaño es el crecimiento de Guanajuato (...) hemos firmado un convenio con Singapur que nos ha permitido un primer esquema de planeación que va a abrir nuevos horizontes”, ahondó.

Resaltó algunos ejemplos de la confianza de los inversionistas en el estado: sede de la Reunión Anual de Industriales, la Feria Industrial de Hannover y del Foro Global de Agroindustria.

Añadió que Guanajuato alberga cuatro armadoras: Honda, Mazda, General Motors, y Toyota; dos plantas automotrices Ford y Volkswagen; además llanteras como Pirelli y Michelin.

Asimismo, el mandatario puntualizó que llegará la alemana Bosch y PepsiCo, así como inversiones hoteleras.

“Ha llegado el momento para Guanajuato, ante los retos que nos presentan los tiempos actuales, de crear un nuevo esquema de buscar ingresos, no sólo que dependan de la Federación sino generar nuestros propios ingresos y nuestras alianzas”, manifestó Rodríguez Vallejo.

“En Guanajuato creemos mucho en las alianzas con instituciones, y así lo hemos hecho con el CIDE, con otras instituciones académicas, con Singapur; queremos con la Biva generar este acuerdo de entendimiento, que nos va a permitir potenciar el recurso que ya tenemos a través de un fondo de pensiones, ya que tenemos el fondo de pensiones más fuerte del país”, aseguró.

El Ejecutivo estatal aseveró que el convenio con la Biva permitirá generar proyectos de infraestructura fundamentales “para la logística, un puerto interior modal, una carretera a San Miguel de Allende”.

“Son muchas mipymes -micros y pequeñas empresas- que ahora van a tener la oportunidad, a través de los esquemas que maneja la Biva, de darles el acompañamiento para tener crecimiento, generar empresas que puedan estarse consolidando como grandes firmas mexicanas”, refirió.

Fibra E

El convenio con la Biva se complementará con la creación de un nuevo esquema que prepara el estado para posicionarse en el mercado de capitales: el Fideicomiso de Inversión en Energía e Infraestructura (Fibra E).

Los recursos para el Fibra E saldrían del Instituto de Seguridad Social del Estado de Guanajuato, que podrían ascender hasta 45,000 millones de pesos -15,000 millones del fondo de pensiones y 30,000 millones en activos-.

El gobernador estimó que el lanzamiento de un Fibra E tomará tiempo. Sin embargo, dijo que actualmente están estructurando el lanzamiento de una arrendadora que iniciará con 500 millones de pesos, de los cuales, 50% provendrá del fondo de pensiones y la otra mitad de los recursos de la inversión privada.

“Una vez que esté lista la arrendadora va a ser nuestro modelo para decir que ahora si viene el Fibra E para el tema de autopistas y de todo lo que queramos invertir”, puntualizó.

Este vehículo tiene como fin construir carreteras, un segundo puerto seco en la entidad, un hub logístico en Celaya, entre otras obras.

“La alianza con la Biva va más allá, no sólo es potenciar los recursos del gobierno, es que nuestras empresas guanajuatenses tengan la oportunidad del crecimiento como empresas, de la profesionalización, del recurso privado para su crecimiento, para que otras empresas también puedan salir a Bolsa. Esta alianza nos permite darle el acercamiento de Biva con las empresas de Guanajuato”, indicó.

Estrategias

El titular de la Secretaría de Desarrollo Económico Sustentable de Guanajuato, Mauricio Usabiaga, informó que los proyectos que podrían meterse en un fibra son de carácter energético, logístico y de movilidad.

“La necesidad del estado de Guanajuato para el 2030 va a ser de cerca de 30 gigawatts, necesitamos una inversión en la siguiente década de arriba de 12,000 millones dólares para poder gestar la energía. Vemos gran potencial en renovables y gas natural”, expuso.

“Otra de las grandes necesidades que tiene Guanajuato, es su logística, necesitamos traer toda la materia prima que necesitamos para la manufactura del estado y al mismo tiempo, sacar todo el producto terminado que está saliendo de Guanajuato”, expresó.

“En movilidad, en el estado se tienen planeados trenes interurbanos que puedan conectar las áreas más pobladas del estado de Guanajuato y del centro del país”, subrayó el secretario.

Bajío

María Ariza, directora general de la Biva, enunció que reconoce el potencial en la región Bajío, especialmente Guanajuato, con un crecimiento económico promedio de 4.4% en los últimos años.

“Aplaudimos la visión del gobierno estatal de reconocer en Biva un actor innovador que funge como fuente profunda y accesible de fondeo para lograr concretar desarrollos e iniciativas públicas que impacten en las finanzas estatales y el bienestar de sus ciudadanos”, dijo.

“En la Biva no tenemos ninguna duda de que la unión de los tres sectores: público, empresarial y financiero, puede resultar en crecimiento y mayor competitividad en los estados”, enfatizó.

[email protected]