Querétaro, Qro. Tras las afectaciones que ha tenido la actividad industrial del estado, debido a los efectos de la pandemia de Covid-19, hay retos que podrían seguir impactando en este inicio de año.

Para que las actividades secundarias tengan condiciones de estabilidad, es necesario un mayor control sobre la variante Ómicron, refirió el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra) en Querétaro, Jorge Rivadeneyra Díaz.

Asimismo, dijo, se requiere de más control en el comportamiento de la inflación, que el año pasado cerró en 7.36% en el país.

Aún se prevé que el primer trimestre sea un periodo con complicaciones, pero se tiene la expectativa de que el segundo cuarto del año sea más estable en términos económicos.

“El control de Ómicron sería muy importante, porque pensamos que todavía nos va a pegar en el primer trimestre, pero también esperemos que haya procesos de estabilización a nivel mundial. Y otra vez, el control de la inflación que es algo que necesitamos que el Banco de México y gobierno hagan. Me parece que eso nos va a dar a partir del segundo trimestre un proceso más estable”, declaró.   

El industrial confió en que el desempeño que tenga la actividad económica local en el 2022 sea más alentador que los resultados del 2021, en los cuales se resintió el aumento en costos de producción y logísticos, escasez de insumos, entre otros fenómenos.

Las firmas industriales asociadas a la cámara reportaron a finales del 2021 operar todavía 15 puntos porcentuales por debajo del nivel prepandemia, pues en promedio se encontraban a 85% de producción.

En cuanto al mercado laboral del sector industrial, al cierre del 2021 se habrían retomado los niveles de empleabilidad prepandemia, esperando que continúe una tendencia de crecimiento.

En cifras

En septiembre del 2021, la actividad industrial de Querétaro reportó un descenso de 3.7% respecto al mes previo, así como un crecimiento anual de 1.8%, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

No obstante, fue el cuarto estado del país con mayor crecimiento en la actividad minera, pues presentó una variación real de 20.8% en relación al mismo mes del año previo.

estados@eleconomista.mx