Las tres alianzas regionales que se conformaron en el 2019, ante la falta de proyectos y recursos federales, buscarán en el 2020 su consolidación: Bajío-Centro-Occidente, Pacífico y Noroeste.

Uno de los motivos de la conformación de estos bloques regionales fue cuando el gobierno de Andrés Manuel López Obrador presentó el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024, donde solamente se consideraron tres grandes proyectos regionales: Tren Maya, Istmo de Tehuantepec y zona libre, beneficiando al sur-sureste y el norte del país; además, derivado de la política de austeridad, se recortó la transferencia de recursos federales a las entidades federativas.

Ante este escenario, la primera alianza en realizarse fue Centro-Bajío-Occidente, conformada por Aguascalientes, Guanajuato, Jalisco, Querétaro y San Luis Potosí, cuyo objetivo es ser una plataforma que lidere a nivel nacional los sectores agroindustrial, logístico, manufacturero, de Tecnología 4.0 y de comercio y servicios.

Los cinco estados tienen establecidas operaciones de manufactura avanzada, además de que conforman el centro agroalimentario más importante de México, así como operaciones logísticas.

Actualmente, la Alianza Bajío-Centro-Occidente es la más avanzada. De las acciones que realizaron en el 2019, destacan: conformación de su base legal, presentarse ante la Confederación de Cámaras Industriales de México (Concamin), ir como bloque a la primera edición de la Feria de Hannover en el país, aliarse con Singapur para atraer inversión, colocar plataformas logísticas, así como trabajar con el Laboratorio Nacional de Políticas Públicas del CIDE a fin de reestructurar sus áreas de desarrollo del sector agroalimentario.

Para este 2020, el proyecto prioritario en la vertiente agropecuaria es el de garantizar la sanidad en toda la región; otro es la conformación de un fideicomiso para que la alianza esté en condiciones de manejar recursos públicos, además de que se pretende que con ello detonen proyectos de infraestructura, como el Tren Interurbano Querétaro-Guanajuato.

En el Acuerdo Nacional de Inversión en Infraestructura del Sector Privado se tienen contemplados los programas de inversión de los aeropuertos de Guadalajara (10,543 millones de pesos y las mejoras serían en el 2020), de Puerto Vallarta (3,746 millones/2021-2022), del Bajío (599 millones/2020), de Aguascalientes (438 millones/2020) y de San Luis Potosí (180 millones/2021-2022).

Capital alemán

En los primeros días del 2020, autoridades de la Alianza Centro-Bajío-Occidente realizaron acciones para captar mayor capital extranjero; este miércoles se reunieron con el embajador de Alemania.

Al respecto, el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana en Aguascalientes, Raúl González, explicó que con esta reunión ya muestran sus capacidades como región y su posición como un motor económico, ante la incertidumbre que se vive a nivel nacional e internacional.

“Ya están mostrando las capacidades que se tienen como región, anteriormente cada estado buscaba atraer inversiones, con esta alianza esto cambia, ya se trata de ofrecer las áreas de oportunidad que tienen”, dijo a El Economista.

“Los estados que conforman la alianza traen un crecimiento dinámico, sus estrategias permiten que puedan despegarse de la serie de condiciones adversas que presenta el resto del país”, refirió.

Recomendó a la alianza que este 2020 logre su consolidación, ya que así podrá enfrentar la serie de desafíos económicos que vengan en los siguientes años.

“Deben atraer las mayores inversiones posibles, así como detonar proyectos enfocados en el desarrollo económico (...) Los integrantes de la alianza se reunieron con Alemania para hacerle saber a este país las oportunidades que tienen con los ramos automotriz y aeronáutico, el país europeo es potencial”, refirió.

“En Aguascalientes hay presencia de grandes automotrices alemanas, está Mercedez-Benz, Continental, Bosch, Mahle, Allgaier y ZF (...) Nos parece positivo, es de los primeros frutos que debe arrojar esta iniciativa,” expuso.

Raúl González reiteró que el gobierno federal debe estar atento al desarrollo de la alianza, y en dado caso, apostar e invertir en sus proyectos. “No porque estas entidades no hayan estado contempladas en un inicio por el gobierno federal significa que nunca los verá. La autoridad federal debe reconocer lo que va bien en el país y debe sumarse, no los debe dejar sin recursos. El escenario se puede volver negativo si siguen sin apoyar”.

Siguientes bloques

La Alianza del Pacífico fue la siguiente en conformarse. Está integrada por Michoacán, Guerrero y Colima y su objetivo es convertirse en la región con la mejor plataforma logística portuaria de toda la República Mexicana.

Entre los argumentos para impulsar la alianza sobresale la cancelación de las Zonas Económicas Especiales, principal proyecto a nivel regional de la administración de Enrique Peña Nieto.

En el 2019, la Alianza Pacífico definió, con la Iniciativa Privada, la agenda de trabajo y los tres ejes a seguir: promoción, infraestructura para la competitividad y mejora regulatoria. Entre sus metas está llegar a ser los principales socios del continente asiático y consolidarse como marca para asistir a los eventos portuarios más importantes.

Para este 2020, asistirán a Expo Internacional de Importaciones de China CIIE 2020, en Shanghai, que se destaca como el evento comercial más importante del país asiático; también irán a la feria SIL Barcelona y participarán en Supply Chain del Sur de Europa.

Los siguientes eventos, son Expocomer, el cual organiza la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá, y Expo Carga 2020 en la Ciudad de México.

Por último, la Alianza del Noroeste es, hasta el momento, la que mayor camino le falta recorrer, debido a que su base legal aún no está conformada; el sector industrial del país la está impulsando.

Se integra por Sonora, Baja California, Baja California Sur, Durango, Zacatecas y Sinaloa, y tendrían como objeto detonar sus actividades agroindustriales. Según la Concamin, este 2020 será crucial para la región noroeste del país, debido a que en el 2020 Sinaloa y sus estados vecinos ya contarán con ductos de gas natural.

[email protected]