Únicamente en cuatro de los 25 contratos de licencia subastados para exploración y producción de hidrocarburos en campos terrestres participaron empresas extranjeras y el resto fue adjudicado a empresas y consorcios completamente mexicanos, tal como se preveía para esta tercera fase de la Ronda Uno, en la que pretendían arrancar con una industria nacional de hidrocarburos.

En total, incluyendo las que participaron en algún consorcio, las empresas mexicanas que ganaron algún contrato suman 22, mientras que las extranjeras son cuatro: una de Canadá, dos de Estados Unidos y una de Holanda, y todas participan en consorcio con por lo menos una empresa mexicana.

En tanto, las mexicanas que realizaron las mejores ofertas y accedieron a un contrato en lo individual suman ocho, mientras que agrupadas en consorcios ascienden a nueve firmas nuevas que se suman a las dos que resultaron ganadoras en las dos fases anteriores de esta Ronda Uno mexicana.

El espíritu de la licitación era sembrar la semilla para iniciar la industria petrolera mexicana , recordó en conferencia el comisionado presidente de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), Juan Carlos Zepeda.

Las firmas mexicanas que en esta tercera licitación de la Ronda Uno obtuvieron el mayor número de contratos fueron las que formaron un consorcio entre las filiales Geo Estratos y Geo Estratos MX Oil Exploración y Producción, consorcio formado de último momento para acceder a un mayor capital contable y garantías de seriedad y con ello obtener cuatro contratos.

Otra gran ganadora fue la prestadora de servicios de perforación Strata Campos Maduros, que con apuestas muy específicas se hizo de tres campos gasíferos colindantes en Nuevo León y Tamaulipas, de donde es originaria esta firma.

En tanto, otras empresas, como Compañía Petrolera Perseus, Grupo Diavaz, Grupo Diarqco y Consorcio Manufacturero Mexicano, obtuvieron dos contratos cada una, al igual que la canadiense Renaissance Oil Corp.

El resto de las mexicanas que se quedaron con un contrato son: Grupo R, en consorcio con Constructora y Arrendadora de México; Perfolat y American Oil Tools, en consorcio con la holandesa Canamex; Sarreal; Construcciones y Servicios Industriales Globales, y Tubular Technology, en consorcio con las estadounidenses Roma Energy y GX Geoscience, así como el consorcio totalmente mexicano entre Sistemas Integrales de Compresión, Nuvoil y Marusa.