Tras la declaratoria del gobierno de México de emergencia sanitaria por causa de fuerza mayor, e identificar los sectores prioritarios que deben mantener sus actividades laborales, es fundamental que se garantice la seguridad e integridad mental y física de los trabajadores que participen en esas actividades, afirmó Germán de la Garza de Vecchi, socio de la firma Mowat.

“Las empresas deben buscar, en la medida de las posibilidades, implementar medidas de seguridad, sanitarias o médicas para esos efectos. En esta labor y aún y cuando resulta complicado, vistas las actuales circunstancias, la empresa puede apoyarse en la Comisión Mixta de Seguridad e Higiene y de ser aplicable, en el Sindicato, para asumir, empresa y trabajadores, la corresponsabilidad y acciones conjuntas en ese esfuerzo por mantener sano el centro de trabajo en estas circunstancias de emergencia”, explicó.

De acuerdo con el decreto publicado por el gobierno de federal el pasado lunes 30 de marzo, establece como actividades prioritarias el sector salud, pero también el de limpieza y sanitización de las unidades médicas en los diferentes niveles; la seguridad pública; los servicios financieros; la recaudación tributaria; la distribución y venta de energéticos; la generación y distribución de agua potable, la industria de alimentos y bebidas no alcohólicas; mercados de alimentos, supermercados, tiendas de autoservicio, abarrotes y venta de alimentos preparados.

No obstante, aún para empresas cuyas actividades se consideran como esenciales a nivel macroeconómico, dicha declaración no implica que sus actividades necesariamente sigan en la misma forma y medida que antes de la declaración de la emergencia.

“En esos casos siguen aplicándose las disposiciones relativas a la exención de prestar servicios por parte de grupos vulnerables (punto de vista legal) y la demanda real que exista para que lleven a cabo sus actividades, lo cual ya hemos detectado resulta un tema importante en la industria de distribución de alimentos, pues en algunos casos la demanda de ciertos productos no esenciales ha disminuido y determinados ajustes evidentemente son necesarios para ir a la par de la disminución de actividades en los distintos negocios”.

Al respecto, Carmen Bueno, especialista en Seguridad y Salud en el Trabajo, de la Organización Internacional del Trabajo, comentó que ante la eventualidad de que los trabajadores sufran la enfermedad, “los sistemas de seguro por contingencias profesionales deberán garantizar las prestaciones económicas y sanitarias necesarias, operando con la mayor flexibilidad en los casos que ofrezcan dificultad para demostrar el origen laboral del contagio”.

Hay casos, añadió, como en Uruguay que ha incluido el Covid-19 en su listado de enfermedades profesionales para el personal de salud que trabaje directa o indirectamente con pacientes infectados. En Chile, se ha determinado que los trabajadores con diagnóstico de Covid-19  confirmado, que tuvieron contacto estrecho, por situaciones laborales, con personas con diagnóstico confirmado (sea este último de origen laboral o común) estarán cubiertos por las prestaciones del seguro en la medida que sea posible establecer la trazabilidad del origen laboral del contagio.

Reitera intervención de la STPS

AMLO pide a IP mantener sueldos y prestaciones de sus trabajadores

El presidente Andrés Manuel López Obrador pidió a los empresarios conciencia y apoyo para no despedir a sus trabajadores y pagarles su sueldo, además de mantener sus prestaciones aun cuando estén en sus casas.

Aunque aceptó que “hay otros que, en efecto, no se están portando bien, pero todavía es tiempo de rectificar, porque van a quedar muy mal”, cuestionó.

En su conferencia matutina, advirtió que la Secretaría del Trabajo intervendrá por los despidos injustificados y daría a conocer las empresas que violan la ley.

“La Secretaría del Trabajo tiene que proteger a los trabajadores, porque se viola la ley, es una violación de la ley y no sólo sería el que reinstalen a los trabajadores y el que les paguen, sino también nosotros estamos obligados a defender a los trabajadores y hacer valer la ley”, aseveró.

Además, el mandatario rechazó de nueva cuenta que, ante la pandemia de coronavirus, se vayan a condonar impuestos o se reduzca el Impuesto sobre la Renta (ISR) a las grandes empresas para estimular la economía. (Con información de Maritza Pérez)

pmartinez@eleconomista.com.mx