Senadores y académicos coinciden en señalar que es necesario hacer una reforma en el Poder Judicial. Sin embargo, difieren sobre la forma en que debe hacerse.

A fines del 2018, Morena propuso cuatro iniciativas de reformas al Poder Judicial. La primera tiene como objetivo impulsar una integración paritaria por género en ese poder; la segunda busca incorporar controles de evaluación de confianza en los funcionarios; la tercera propone la rotación de jueces de distritomagistrados de circuito, con el fin de prevenir actos de corrupción, y la cuarta busca prevenir y erradicar actos de nepotismo.

Para el senador morenista Julio Menchaca, presidente de la Comisión de Justicia del Senado y exmagistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Hidalgo, la cuarta transformación del país también atraviesa por modificar el Poder Judicial porque hoy es una institución muy lejana a los mexicanos.

En tanto, el senador panista Damián Zepeda coincidió en la necesidad de transformar el Poder Judicial, pero advirtió que cualquier cambio debe ser para fortalecerlo y mejorarlo, no para debilitarlo o someterlo, como hasta ahora lo pretende hacer Morena.

A su vez, el senador perredista y exjefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, dijo que está de acuerdo en que se depuren algunas áreas del Poder Judicial, siempre y cuando no se le debilite o someta a algún otro poder.

En ese sentido, el senador del PRI y ex secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, indicó que antes de pensar en reformar el Poder Judicial, se requiere respetar su autonomía, así como la división de poderes.

Por su parte, el director del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, Pedro Salazar, destacó que cambiar el Poder Judicial no es un asunto de coyuntura, es un asunto de estructura, y a las estructuras sólo se les cambia si hay una persistencia de decisiones consistentes y coherentes a lo largo de un periodo de tiempo razonable.

A su vez, el académico de la División de Estudios Políticos del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), Julio Ríos Figueroa, expuso que lo importante es que se haga una reforma desde adentro del Poder Judicial que tenga que ver con cómo se recluta a las personas que trabajan en ese poder y cómo se profesionalizan, aprovechando la gran cantidad de conocimiento y de experiencia que hay en el propio poder.

[email protected]