Colombia ha dejado atrás la recesión derivada de la pandemia de Covid-19. Las previsiones del gobierno colombiano apuntan a que el país crecerá 7% en 2021. "No es solo un rebote, se trata de crecimiento efectivo (...) es el momento de invertir en Colombia", aseguró el presidente colombiano, Iván Duque, durante la entrevista que mantuv, recién aterrizado en Madrid, con Roberto Casado, corresponsal Económico de Expansión y Joaquín Manso, director adjunto de El Mundo.

Duque llegó a España el miércoles por la tarde y se quedará hasta el domingo en una visita oficial que tiene dos objetivos principales. El primero, la firma de seis memorandos de entendimiento con el Gobierno de Pedro Sánchez que se enmarcan en el contexto de unas relaciones bilaterales históricas entre España y Colombia que Duque calificó como "muy buenas". La segunda "meta" del presidente es la de culminar esta visita oficial el domingo con un compromiso de inversión en su país por parte de empresas españolas por valor de 2,000 millones de dólares. Uno de los sectores clave para atraer esas inversiones es el de las energías renovables, aunque el presidente no quiso dar más detalles antes de cerrar los acuerdos previstos.

A la hora de explicar el atractivo de este sector y la oportunidad de inversión que representa, Duque resaltó que antes de que él llegara a la presidencia de Colombia, la matriz energética del país ya estaba compuesta en 70% por energías limpias, sobre todo de origen hidroeléctrico. Sin embargo, la utilización de renovables no convencionales (principalmente energía eólica) apenas llegaba a 1 por ciento. "En tres años hemos elevado ese porcentaje hasta 14%", aseguró Duque.

El presidente se mostró convencido de que "Colombia será líder en transición energética".