El pago de la deuda que por 3,500 millones de dólares acumula Venezuela con el sector de las líneas aéreas comienza a fluir, aunque por cuotas.

De acuerdo con fuentes que prefirieron mantenerse en el anonimato, las primeras en recibir una parte de las divisas son dos aerolíneas europeas de un total de las seis de ese continente que operan en el país.

Las fuentes aseguraron que los dólares que se les están liquidando corresponden al mes de enero del 2013 y que la tasa de cambio aplicada es la registrada en la última subasta del Sistema Complementario de Administración de Divisas ( Sicad), de 11.80 bolívares por dólar.

En el país operan rutas hacia el viejo continente Alitalia, Air Europa, TAP, Lufthansa, Air France e Iberia.

En el sector se comenta que Iberia y Alitalia (los directivos de esta última se reunieron con representantes del Instituto Nacional de Aeronáutica Civil en enero pasado), son las primeras en recibir el pago.

Las fuentes cuestionaron que se les esté pagando a una tasa de cambio distinta a la usada como referencia para la venta de boletos internacionales, pues ello representaría una pérdida y, por tanto, la afectación de las finanzas de las compañías que esperan la repatriación de recursos a sus casas matrices.

Hasta el 8 de febrero del 2013 rigió la tasa de cambio de 4.30 bolívares por dólar. Con la devaluación que llevó la paridad cambiaria a 6.30 bolívares por dólar, el Gobierno creó el Sicad, en sustitución del Sistema de Transacción de Títulos en Moneda Extranjera (Sitme).

Eventualmente permitió la participación de viajeros en las subastas, el cambio de referencia para la venta de boletos al exterior fue el mismo fijado para la extinta Comisión de Administración de Divisas (Cadivi), de 6.30 bolívares por dólar.

Datos oficiales indican que al mes de octubre de 2013 la deuda de Cadivi con Iberia ascendía a 164 millones de dólares, en tanto que con Alitalia era de 37.7 millones de dólares. Entonces, el compromiso pendiente con aerolíneas nacionales e internacionales por venta de boletos al exterior ascendía a 2,356 millones de dólares.

Las fuentes no precisaron la forma de pago de la deuda. En reunión con el Inac, Alitalia aceptó el esquema propuesto de recibir 50% en combustible, 25% en efectivo y 25% en bonos de la deuda, de acuerdo a nota de prensa publicada en el sitio web de ese despacho el 17 de enero pasado.

Fuentes cercanas a la Asociación de Líneas Aéreas en Venezuela (Alav) señalaron que no es obligatorio que todas las empresas acepten el pago a la tasa Sicad.

Resaltaron que esperan la publicación de los convenios cambiarios por parte del Banco Central de Venezuela y del Ministerio de Finanzas tras la publicación de la Ley del Régimen Cambiario y sus Ilícitos.

No obstante, reafirmaron que el pago debe hacerse al tipo de cambio de 6.30 bolívares por dólar, vigente hasta finales de enero pasado.

El pasado 12 de febrero Alav dirigió una comunicación al ministro de Transporte Aéreo y Acuático, Hebert García Plaza, para reclamar la urgente necesidad de los recursos represados en Cadivi y exponían la dificilísima situación que la larga espera por liquidaciones de divisas ha colocado a algunas aerolíneas .

El gremio advirtió que la situación llevaría a restringir o hasta suspender transitoriamente ventas y operaciones en un sector que desde finales de 2013 dosifica la venta de boletos para evitar que la deuda siga creciendo.

Desde el 7 de febrero el sector espera el pago prometido.

Contenido de la Red Iberoamericana de Prensa Económica