Los resultados preliminares de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) sobre las licitaciones que hizo la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para el arrendamiento de autos concluyen que el contrato marco que tiene la entidad fue usado de manera correcta para esta operación, más aun, el dictamen avala la contratación de la empresa Casanova Rent y recomienda incluso a la empresa del Estado optar por el arrendamiento y no por la adquisición de vehículos propios.

De acuerdo con la versión preliminar del informe, que será dado a conocer en enero próximo, la decisión tomada por la CFE es incluso concordante con lo que establece el Proyecto de Egresos de la Federación (PEF), que ha venido generando incluso criterios generales y una prohibición expresa para que las entidades del gobierno federal dediquen presupuesto público a la compra de vehículos de transportación.

La participación de la ASF se hizo a petición de parte, luego de que el 16 de abril del 2015, la bancada del Senado del PAN hizo una denuncia porque la CFE hizo un contrato con Casanova Rent por 3,600 millones de pesos al amparo de un contrato marco sancionado por la Secretaría de la Función Pública. Casanova Rent arrienda unidades que van desde camionetas, SUV, crossovers y camiones de 3 toneladas.

Las investigaciones sobre la licitación de la CFE incluyeron los informes que presentaron al respecto el Órgano Interno de Control y la revisión del procedimiento de licitación para asignar el arrendamiento de transporte de la empresa productiva del Estado a Casanova Rent; además, hizo una revisión y análisis exhaustivos de otros 12 procesos de contrataciones generales de la empresa de electricidad.

En el capítulo Arrendamiento de Vehículos (tema de la objeción manejada en el Senado de la República), la ASF realizó incluso la inspección física de toda la documentación disponible, así como las compulsas de verificación de vehículos, inspección de la capacidad y organización de los servicios de mantenimiento y talleres de la ganadora.

Las conclusiones presentadas en este informe fueron en todos los casos positivas para la empresa que ganó la licitación. Salvo una de carácter estrictamente procedimental, la auditoría resultó sin observaciones .

El dictamen específico de la ASF correspondiente al arrendamiento de transportes de la CFE forma parte del dictamen general e integral sobre el ejercicio fiscal 2015, que por ley debe comprender hasta diciembre y será dado a conocer en enero del 2016.

[email protected]