Aristóteles Núñez Sánchez presentó su renuncia al cargo de jefe del Servicio de Administración Tributaria (SAT).

La decisión fue tomada tras la renuncia del secretario de Hacienda y Crédito Público y presidente de la Junta de Gobierno del SAT, Luis Videgaray.

En el texto de su renuncia, Núñez Sánchez afirmó que la institución requerirá el liderazgo y visión renovada de un nuevo titular, así como la confianza y apoyo de quien ocupe la SHCP.

Concluyó diciendo que a ambos desea el mejor de los éxitos.

El papel de Aristóteles Núñez como jefe del organismo recaudador se caracterizó por dar buenos resultados en recaudación, la toma de medidas cruciales y la transparencia en las acciones del SAT.

En las últimas semanas el jefe del SAT, inició la auditoría a Javier Duarte, gobernador de Veracruz, como resultado de una denuncia pública y discrepancia fiscal.

En su momento, Núñez informó que otros cuatro gobernadores estatales también estaban siendo auditados, entre ellos Guillermo Padrés, exgobernador de Sonora, y el gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge.

Asimismo la participación del funcionario como jefe del SAT se destacó por el aumento en la recaudación.