Ante los miles de amparos derivados de la reforma hacendaria que se encuentran detenidos en la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), la procuradora de la Defensa del Contribuyente (Prodecon), Diana Bernal Ladrón de Guevara, propuso la creación de una Corte fiscal que sólo se encargue de desahogar los asuntos en esta materia.

El gran pendiente es que la SCJN no ha sacado los casos, yo estoy muy preocupada porque hay más de 35,000 amparos contra la contabilidad electrónica, donde la Prodecon promovió cerca de 1,900 y hasta el momento no hay una resolución al respecto, es muy preocupante , dijo.

En entrevista con El Economista, comentó que darle solución a los miles de amparos derivados de la reforma fiscal era una obligación de los magistrados de la SCJN desde enero del 2015, pero hasta la fecha los contribuyentes no saben cómo actuar.

No es lógico que un juicio que lleva más de 40,000 amparos no se resuelva rápidamente. Estamos a favor de la creación en México de una Corte fiscal que le dé más celeridad a los asuntos de los contribuyentes que se encuentran en una situación de indefensión , opinó.

Actualmente, criticó, no hay ningún amparo de la reforma hacendaria que haya podido salir. Los temas que están pendientes tienen que ver con la e-contabilidad y el tope a las deducciones personales, entre otros.

Tal vez por el exceso de trabajo no se pueden desahogar los temas fiscales en la SCJN (...), pero ello preocupa a los pagadores de impuestos y a las propias autoridades, ya que no saben a qué atenerse , sostuvo.

La ombudsman del contribuyente aseguró que la creación de la Corte fiscal sí es factible, y nuestro país puede tomar como ejemplo referencias internacionales, sobre todo de Estados Unidos.

En el país vecino, explicó, existe la Tax Court, donde los casos se desahogan por la vía oral, es una corte sensible a la situación del contribuyente, y son pocos los casos que llegan al máximo tribunal.

En una reforma del sistema de justicia mexicano se debe proponer la creación de una Corte especializada en temas fiscales para contar con más tiempo y resolver los problemas de los ciudadanos, , esclareció.

Ombudsman en la CDMX

Diana Bernal Ladrón de Guevara admitió que ha sido difícil impulsar el proyecto de la creación de tres derechos de los pagadores de impuestos de la Ciudad de México (CDMX), pues no hay interés por parte de las autoridades.

Los derechos ya se tienen redactados y son: el reconocimiento de la dignidad de la persona como pagador de impuestos y de su buena fe como sostén del gasto público.

Además del derecho a la transparencia, rendición de cuentas, equidad, proporcionalidad y presunción de inocencia, y finalmente crear un ombudsman, es decir, la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente de la CDMX.

Exhortó a los nuevos asambleístas de la CDMX a mantener un diálogo abierto con la Prodecon y así impulsar los tres derechos con los que merecen contar los ciudadanos que pagan sus impuestos en la metrópoli.

Más presión a los contribuyentes

En otro tema, y ante la percepción de los pagadores de impuestos de una mayor presión del Servicio de Administración Tributaria (SAT) por cumplir con la meta de recaudación ante un escenario de menores ingresos petroleros, comentó:

Los contribuyentes siempre sienten mucha presión del fisco, no es algo nuevo. Incluso hay más presión porque hay medidas que pueden ser buenas pero a su vez son muy agresivas, como la cancelación del sello digital , dijo.

Antes, recordó, el mayor riesgo al que se enfrentaban los contribuyentes era la inmovilización de cuentas bancarias, actualmente el fisco cuenta con un mecanismo incluso peor.

Así, el causante al que se le cancela su sello digital no puede facturar y pierde competitividad e ingresos. Bernal Ladrón de Guevara admitió que dicha medida desató muchas quejas ante la Prodecon.

La materia fiscal es atemorizante, pero no podemos juzgar una actitud terrorista del SAT, ya que los fiscos del mundo son intimidantes por su propia labor, y en México vamos un paso adelante porque no existe en todo el mundo una figura como la Prodecon , matizó.

Además, destacó que la acción recaudadora del fisco mexicano es intimidante, pero (...) si ésta se encuentra sujeta a derecho y los ciudadanos (contribuyentes de a pie) o grandes empresas acuden a la Prodecon, tienen una gran ventaja para defender sus derechos y cumplir correctamente con el pago de sus impuestos.

El SAT en manos de Aristóteles Núñez nos ha dado una apertura total, hemos obtenido cosas buenas para los contribuyentes, es una relación recíproca. Prodecon está a favor de que los contribuyentes paguen sus impuestos , dijo.

Sobre el caso los Papeles de Panamá, Bernal Ladrón de Guevara reconoció que ningún contribuyente involucrado de los 323 detectado por el SAT ha acudido a la procuraduría. Hay que perseguir a los que no pagan impuestos, pero que se les lleve el debido proceso.

Mientras haya planeaciones agresivas de personas que no quieren pagar impuestos, se disminuye la recaudación y se aumentan las tasas de impuestos, por ello es importante detenerlas , concluyó.

Obligatorio, cumplir con la e-contabilidad

A principios de mayo, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) declaró la constitucionalidad de que los contribuyentes lleven a cabo su contabilidad en medios electrónicos, por lo que ya es una obligación.

Los cinco ministros que componen la Segunda Sala del máximo tribunal (por unanimidad de votos) resolvieron como improcedente otorgar la suspensión de amparos en los que se impugne el artículo 28, fracción tercera, del Código Fiscal de la Federación (CFF).

Dicha fracción de la norma establece que los registros o asientos que integran la contabilidad se llevarán en medios electrónicos conforme lo establezca el reglamento del código y las disposiciones de carácter general que emita el Servicio de Administración Tributaria (SAT) .

Además, se precisó que la documentación comprobatoria de dichos registros o asientos deberá estar disponible en el domicilio fiscal del contribuyente en caso de que la autoridad lo requiera.

Así, la resolución anterior se deriva al resolver una contradicción de tesis entre dos tribunales colegiados de circuito de la Ciudad de México. La obligación es efectiva desde el pasado 9 de mayo.

De concederse, se afectarían de manera trascendental las facultades de comprobación de las autoridades fiscales, al modificarse esencialmente la forma como se cumple con la obligación básica de llevar contabilidad y, con ello, el sistema en su conjunto, lo que ocasionaría perjuicio al interés social en mayor proporción al perjuicio que pudieran resentir los contribuyentes con su ejecución , se declara.

karla.gomez@eleconomista.mx